La familia farmacéutica que "creaba" adictos a los analgésicos

¿Si tu producto afectara la salud de las personas... lo darías a conocer?

¿Qué se te viene a la mente cuando escuchas OxyContin? Quizá nunca habías escuchado de esta medicina o tal vez, de conocer este analgésico, lo ligues con su uso para aliviar las molestias. El escritor Patrick Radden Keefe hizo un libro llamado "El imperio del dolor", donde investiga la relación entre este medicamento lanzado por la familia Sackler, y la adicción a las drogas que provocaban pero ocultaron.

La familia farmacéutica que creaba adictos a los analgésicos

imagen-cuerpo

Puedes leer: Desarrollan vacuna contra adicción a las drogas opioides 

Adicción a las drogas: ¿Si tu producto afectara la salud de las personas... lo darías a conocer?

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (CIMA) menciona que el OxyContin es una serie de comprimidos recetados por los elementos de salud para aliviar el dolor intenso durante un periodo de 12 horas. Su principal activo es la oxicodona, definido por la CIMA como un analgésico muy potente que pertenece a los opioides.

El National Drug Intelligence Center de Estados Unidos señala que el OxyContin es comercializado en forma de tabletas de 10,20,40 u 80 miligramos que vienen en muchos colores y tamaños.

¿Qué tiene que ver un analgésico con la adicción a las drogas? Este centro señala que para quitar el efecto de la liberación prolongada, los adictos a este analgésico suelen pulverizar las tabletas o masticarlas, en lugar de tragárselas enteras, que es lo recomendado.

De acuerdo con El País, Radden Keefe escribe en su libro que la oxicodona carecía del estigma de la morfina y que en un principio se tuvo la idea de introducir este analgésico al mercado vendiéndolo como "una opción menos agresiva y más segura" que la droga opiácea antes mencionada, que es más conocida.

Sin embargo, según Keefe, esto no era cierto, pues la oxicodona no era menos potente que la morfina y, en su lugar, resultaba el doble de activa. Sin embargo, los publicistas hicieron su labor.

¿Qué es la oxicodona?

La Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos menciona que la Oxicodona se usa para tratar los dolores que van de una intensidad moderada a intensa.

"Estas cápsulas y tabletas de liberación prolongada son utilizadas para aliviar el dolor intenso en individuos que se espera que requieran analgésicos las 24 horas durante un periodo prolongado y que no pueden ser atendidos con otros medicamentos", explica la institución.

¿Qué efectos secundarios puede tener la oxicodona?

De acuerdo con esta biblioteca, la oxicodona, el activo principal del OxyContin, puede causar:

+ Boca seca

+ Dolor estomacal

+ Problemas para dormir

+ Dolor de cabeza

+ Ruborizaciones

+ Cambios de humor

imagen-cuerpo

También te puede interesar: 5 señales de adicción al azúcar que debes identificar "a tiempo"

"Un problema que una buena estrategia no pueda solucionar"

De acuerdo con la Food & Drug Administration (FDA), los posibles efectos secundarios del OxyContin son: náuseas, vómitos, cansancio, estreñimiento, dolor abdominal, somnolencia, dolor de cabeza y mareo, además de que puede causar adicción a las drogas.

La adicción a las drogas es un problema grave de salud que no solo afecta el bienestar de la persona, sino que también repercute en su entorno económico y social. No obstante, en palabras de Keefe, los altos directivos de la empresa creadora de OxyContin, los Sackler, "alumbraron una estrategia muy astuta, que delinearon en una serie de emails". Ellos no iban a corregir la confusión que existía sobre la liviandad del OxyContin y por su parte, la explotarían.

Crear adictos es algo malo, pero de acuerdo con Keefe, la familia farmacéutica Sackler conocía el carácter adictivo de sus pastillas... y aún así lo mantuvo en secreto.

(Con información de El País)