¿Qué tan cierto es que los hombres siempre piensan en sexo?
Mejor sexo

¿Qué tan cierto es que los hombres siempre piensan en sexo?

Foto: Andriy Bezuglov - Fotolia

Una de las creencias más arraigadas es que los hombres siempre piensan en sexo, mucho más que las mujeres, pero eso podría no ser del todo cierto

  • SUSANA CARRASCO
  • 24/01/2020
  • 18:24 hrs.

La idea de que los hombres siempre piensan en sexo está muy arraigada actualmente pero, ¿qué tanto de cierto tiene? Los sexólogos revelan qué es lo que pasa realmente por la mente de hombres y mujeres cuando se trata de sexo.

Es un hecho que cada género percibe el sexo de forma diferente y eso tiene que ver directamente con la estructura del cerebro.

¿Hombres siempre piensan en sexo?

Esta idea de que los hombres siempre piensan en sexo tiene un origen en el propio sistema patriarcal, pues a ellos se les permite mucho más expresar o mostrar su deseo sexual en comparación con las mujeres.

Sin embargo, es importante distinguir que la excitación no es lo mismo que el deseo sexual.

En la excitación, estamos hablando de la fase inicial previa al orgasmo y de acuerdo a Héctor Galván Flores, director clínico del Instituto Madrid de Sexología, los hombres llegan mucho más rápido que las mujeres a esta fase, es decir, se excitan con mayor facilidad. 


El deseo sexual puede ser un poco más complejo, pues depende de áreas muy sensibles del cerebro que determinan el tipo de respuesta a los estímulos sexuales.

Pero generalmente, confundimos los términos y creemos que los hombres tienen más deseo sexual o que siempre piensan en sexo. El deseo no depende del género, en realidad es similar en ambos casos, porque pueden alterarlo las mismas situaciones tanto en hombres como en mujeres.

TAMBIÉN LEE: ¿Cuántos orgasmos a la semana es saludable tener? 

Desde aspectos psicológicos como el cansancio, estrés, depresión, ansiedad, vergüenza y miedo al fracaso, hasta físicos como enfermedades, alteraciones neurológicas y problemas hormonales, pueden disminuir el deseo sexual o las ganas de tener sexo.

Si a esto le añadimos otros condicionantes como la mala alimentación, el insomnio, el abuso de alcohol, las bebidas energizantes o las drogas, el panorama puede empeorar, pero es igual en hombres que en mujeres.

“Me levanto a las siete de la mañana, trabajo una media de diez horas diarias, voy al gimnasio tres veces por semana. Conclusión: a veces solo me apetece tirarme en el sofá”, explica un joven de 27 años en un artículo de El País.

En ese sentido, la sexóloga Eva Moreno señala que los mismos factores que a nosotras nos pueden frenar a la hora de practicar sexo también les valen a ellos.

“Sin embargo, a las mujeres nos cuesta entender que ellos también pueden estar cansados”, indica.

Lo peor es que esta percepción de que los hombres siempre tienen ganas de sexo va más allá de una cuestión de ganas.

“Eso genera una presión añadida porque no es solo que siempre te tenga que apetecer sino que, como hombre, siempre deberías estar dispuesto a tener un encuentro sexual”, explica el psicólogo José Bustamante.

Cabe aclarar que si los hombres no tienen ganas de sexo en algún momento, no significa que no deseen más a su pareja o que les parezca poco atractiva o que ya no les excite, simplemente se sienten cansados.

Así que no, los hombres no piensan en sexo todo el tiempo ni las mujeres muy poco, ello dependerá de muchos factores y hábitos de cada persona. Recuerda que la sexualidad es algo muy personal y único que se vive independientemente del género.

SIGUE LEYENDO: 5 cosas que debes saber antes de tu primera vez en el sexo oral 

(Con información de La Vanguardia)


publicidad

publicidad

publicidad