¿Por qué llegar al orgasmo no siempre es señal de buen sexo?
Mejor sexo

¿Por qué llegar al orgasmo no siempre es señal de buen sexo?

Se cree que llegar al orgasmo significa que el sexo fue placentero, sin embargo, un estudio revela que no siempre es así

  • SUSANA CARRASCO
  • 18/12/2019
  • 17:30 hrs.

Se cree que la única señal de que hemos tenido buen sexo es llegar al orgasmo, pero podría no siempre ser así. Si después de tener relaciones y haber llegado al clímax no te sientes tan bien como quisieras, esta información es para ti.

Es posible tener orgasmos y aun así no haber disfrutado de la relación sexual pero, ¿por qué sucede? La realidad es que existen los malos orgasmos y pueden surgir por diversas causas.  

Llegar al orgasmo, ¿señal de buen sexo?

Si crees que llegar al orgasmo es señal de buen sexo, no hay nada más equivocado que eso. La realidad es que el mal sexo existe y puede presentarse incluso cuando hemos llegado al clímax o hemos hecho que nuestra pareja lo haga.

Algunos creen que esto sucede por cansancio, estrés o porque la pareja sexual no atrae completamente.

Sin embargo, la ciencia tiene la respuesta.

Un estudio publicado en Archives of Sexual Behavior, identificó que existen los orgasmos malos y que son más comunes de lo que parece. Además, encontraron cuáles son las razones más comunes por las que algunas personas los experimentan.

¿Qué se entiende por un mal orgasmo? De acuerdo a la investigación, se trata de grandes sistemas operativos que no son agradables e incluso pueden ser molestos y pueden tener un impacto negativo en las relaciones, en la sexualidad y en la salud emocional.

El estudio analizó los datos recopilados de 726 participantes y encontró que los malos orgasmos ocurren incluso en las relaciones sexuales consensuadas y mucho más en las que no lo son.

Los autores del análisis señalan que un mal orgasmo puede suceder cuando una persona tiene sexo solo para evitar discusiones en la pareja. Aceptan hacerlo, pero el clímax al que llegan no los hace sentir bien porque ni siquiera estaban realmente dispuestos.

TAMBIÉN LEE: Punto U femenino, la puerta a más y mejores orgasmos 

Otro de los motivos por los que puede experimentarse un mal orgasmo es cuando te sientes obligado a sentirlo.

“La investigación ha demostrado que sentirse presionado a tenerlo también puede provocar estrés y tiene varios efectos negativos”, señalan los investigadores.

Según los resultados, tanto hombres como mujeres se han sentido presionados alguna vez a tener un orgasmo durante las relaciones.

Pero la concentración también es un factor determinante en la calidad de los orgasmos, pues los investigadores encontraron también que un mal orgasmo ocurre porque no hay química mental.

En conclusión, muchos factores pueden contribuir a tener un mal clímax y el simple hecho de llegar al orgasmo durante la intimidad no es señal de buen sexo ni de que haya sido completamente placentero.

Lo que debes tomar en cuenta es que un orgasmo es una reacción física nadamás, pero no siempre refleja el estado mental o el nivel de disfrute de una persona.

Se ha creído que durante el sexo consensuado los orgasmos siempre son positivos, pero esta investigación demostró que no siempre es así.

“La investigación nunca había explorado la posibilidad de que pudieran ser negativos en algunas circunstancias. Nos interesó explorar si podría existir algún tipo que fuera malo, ya que descubrimos en otros estudios que el clímax puede ser mucho más complejo de lo que la gente tiende a pensar”, concluye Sara Chadwick, psicóloga de la Universidad de Michigan.

Así que ya lo sabes, no todo se trata de llegar al orgasmo o hacer que la pareja llegue, más bien se trata de disfrutar el momento y de vivir una experiencia erótica muy placentera e inolvidable.

SIGUE LEYENDO: Beneficios de masturbarse frente a la pareja 

(Con información de El Confidencial)


publicidad

publicidad

publicidad