publicidad

¿Por qué el sexo después de la menopausia ya no es igual?
Salud Sexual

¿Por qué el sexo después de la menopausia ya no es igual?

El sexo después de la menopausia no vuelve a ser el mismo, pero puede seguir siendo placentero. Foto: Freepik

Molestias como la resequedad vaginal y la mala salud de la pareja son causa de los cambios en el sexo después de la menopausia

  • SUSANA CARRASCO
  • 23/06/2020
  • 19:21 hrs.

El sexo después de la menopausia no vuelve a ser el mismo, de hecho, hay mujeres que afirman que es menos satisfactorio que antes principalmente por los cambios hormonales típicos en esta etapa. No obstante, investigaciones demuestran que la menopausia no es la única culpable y que muchos de los problemas sexuales que surgen con la edad tienen solución.

Los síntomas de la menopausia como la sequedad vaginal, los bochornos y la pérdida de deseo sexual pueden hacer que las relaciones sexuales ya no sean placenteras, pero hay varios cambios que aparecen independientemente de estas modificaciones en las hormonas femeninas.  

Las investigaciones demuestran que, la salud de la pareja de la mujer determina en mayor medida la calidad de la intimidad, más allá de la menopausia. Conoce todos los cambios que surgen en esta etapa y qué hacer para resolverlos.

Sexo después de la menopausia

De acuerdo a Stephanie Faubion, directora del Centro para la Salud de la Mujer de la Clínica Mayo en Rochester, Minnesota, se sabe que la menopausia tiene un efecto negativo en la libido, la lubricación vaginal y la penetración placentera, pero lo que indican los hallazgos de manera constante es que la pareja tiene una relevancia notable.

El estudio más reciente publicado en la revista médica Menopause y retomado por The New York Times, analizó a más de 24 mil mujeres de entre 50 y 74 años y arrojó datos interesantes sobre la vida sexual femenina después de la menopausia.

En general, el 78% de las mujeres encuestadas afirmaron tener una pareja íntima, pero menos de la mitad de ellas (el 49,2%) dijo tener una vida sexual activa y en muchos casos, ello se debe a diversas situaciones como:

1. Pérdida de la pareja

El motivo principal de los cambios en el sexo después de la menopausia consistió en la pérdida de la pareja por fallecimiento o divorcio, razón mencionada por el 37% de las mujeres.

2. Cansancio

Algunas mujeres afirmaron que la vida era demasiado complicada como para tener tiempo para el sexo, pues se dedicaban más al cuidado de los hijos o de un familiar enfermo. El 8% de ellas también aseveró que su pareja estaba demasiado cansada todos los días para tener sexo, y el 9% de las mujeres afirmó que también lo estaba.

3. Problemas de salud de la pareja

Un esposo con serios problemas de salud fue otro tema común. Aproximadamente, una de cada cuatro mujeres (el 23%) afirmó que la falta de sexo después de la menopausia se debía a problemas de salud de su pareja, como alcoholismo, disfunción eréctil o diabetes. El 11% de las encuestadas culpó a sus propios problemas de salud por la falta de intimidad.

TAMBIÉN LEE: 3 causas de irritación en genitales después del sexo

4. Falta de interés

Alrededor del 30% de las mujeres afirmó que su vida sexual se detuvo por su "falta de interés" en las relaciones sexuales, principalmente por los síntomas de la menopausia, como sequedad vaginal y falta se deseo sexual. El dolor es otra causa común, pues para algunas, ni siquiera el uso de lubricantes ayuda a mejorar la experiencia.

5. Desinterés de la pareja

El 21% de las mujeres comentó que su pareja había perdido el interés en el sexo, por lo que tienen solo un par de encuentros sexuales al año.

¿Existe una solución?

Los especialistas en sexualidad señalan que es fundamental que las mujeres tengan conversaciones con su pareja sobre temas sexuales más a menudo, pues en la mayoría de los casos, desean volver a la vida sexual que tenían antes pero no saben cómo solucionarlo.

"Las pacientes necesitan sentir que está bien hablar de sexo y formular preguntas. Si lo haces, quizá sea un gran paso hacia el cambio", señala Helena Harder, investigadora de la Escuela de Medicina de Brighton y Sussex.

Es importante también que las mujeres sepan que hay tratamientos disponibles para ayudar a las mujeres con los problemas típicos de la menopausia, como la sequedad vagianl y el dolor durante las relaciones sexuales. Existen medicamentos que pueden ser efectivos y la terapia sexual es un factor determinante a la hora de resolver esos problemas, pues ayuda a lidiar con los problemas de ansiedad y los bajos niveles de deseo sexual.

Casos de éxito

Así fue el caso de Nan Dull, una mujer de 53 años con tres hijos quien asegura que no fue hasta que su médico le hizo preguntas acerca de su vida sexual que se dio cuenta de cómo los bochornos y la falta de deseo relacionados con la menopausia, estaban cobrando factura en su intimidad.

Comenzó a usar un parche de estrógenos para los bochornos y un tratamiento sin estrógenos para la sequedad vaginal.

Saber que los cambios en el deseo sexual son normales les ayudó, a ella y a su esposo, a comprender que simplemente estaban entrando en un nuevo capítulo de su relación. Por lo tanto, los cambios en el sexo después de la menopausia no son una condena, si se busca ayuda profesional y se habla del tema, hay oportunidad de volver a disfrutar.

SIGUE LEYENDO: 7 cosas que las mujeres deberían saber sobre los labios vaginales


publicidad

publicidad

publicidad