publicidad

¿Es normal llorar durante el orgasmo?
Mejor sexo

¿Es normal llorar durante el orgasmo?

Las mujeres son quienes suelen derramar lágrimas de placer durante el orgasmo

  • SUSANA CARRASCO MERINO
  • 31/07/2019
  • 18:13 hrs.

Algunas mujeres pueden llorar durante el orgasmo o sentir melancolía y aunque parece algo muy extraño, es totalmente normal y es más común de lo que se cree. Así que si comienzas a llorar en pleno acto de placer, no te sientas rara, a muchas les pasa.

De hecho, tiene nombre, se denomina disforia postcoital y a continuación te decimos todo lo que debes saber al respecto.

Llorar durante el orgasmo, ¿por qué?

La disforia postcoital suele ser más común en las mujeres, quienes lloran desconsoladamente durante el orgasmo. Esto puede desconcertar a la pareja y hacerla pensar que hizo algo mal, pero la realidad es que no es tristeza de dolor.

El punto G es el responsable de esta reacción desconcertante.

Generalmente, las lágrimas no están asociadas al placer pero lo cierto es que son tan normales durante el coito como lo es sentirse muy relajado después de un orgasmo.

La ciencia ha comprobado que es una reacción normal y que la sensación puede durar unos diez segundos.

Surge como una expresión de intenso placer, donde el orgasmo no es suficiente para liberar toda la tensión. Son lágrimas de placer.

Las películas y el contenido sexual solo asocial el placer con los gemidos, los gritos y las risas, por lo que esta forma de experimentar el orgasmo podría ser desconcertante durante el acto sexual.

¿Por qué sucede? Una persona puede llorar durante el orgasmo y después del mismo porque se libera oxitocina y entramos en un estado de relajación profundo.

También se libera prolactina en el torrente sanguíneo, una sustancia que nos hace sentir la necesidad de besar, acariciar y expresar cariño a la pareja después del sexo.

La prolactina es una respuesta endocrina típica cuando estamos irritados e incluso deprimidos, también participa en las sensaciones de euforia.

TAMBIÉN LEE: 5 posiciones sexuales para tener sexo en el sillón 

Esa mezcla de relajación tras una intensa excitación o liberación de estrés acumulado, junto con el sentimiento de euforia que surge cuando tenemos mucho placer, es lo que nos puede hacer llorar de placer, alegría o alivio.

Llorar es otra forma de liberar la tensión después del orgasmo y no tiene nada de malo, simplemente explícale a tu pareja porqué sucede para que no se asuste.

Las lágrimas después del orgasmo son las más comunes pero también podrían ocurrir durante el clímax y en esos casos, la oxitocina también es la responsable, especialmente cuando se estimula el punto G.

De hecho, algunas mujeres afirman que el punto G es como un botón de catarsis, porque al estimularlo liberan todo tipo de emociones, incluyendo las lágrimas.

"Los orgasmos relacionados con el punto G tienen un efecto tan duradero en mí que lloro cuando ocurren, en cualquier posición sexual. Mi interior se siente cálido y esponjoso y de repente las lágrimas comienzan a rodar por mi cara", cuenta una mujer a The Guardian.

Si lloras durante o después del orgasmo no pienses que hay algo malo en ti, es muy normal, solo es una forma distinta que tiene tu cuerpo de mostrar la satisfacción y el placer que acaba de experimentar.

Déjate llevar por tus emociones y disfruta de esos orgasmos que te hacen desbordar literalmente lágrimas de placer.

SIGUE LEYENDO: 10 cosas que las mujeres odian del sexo oral 

(Con información de El Confidencial)


publicidad

publicidad

publicidad