publicidad

¿Cómo hacerle sexo oral con braquets a la pareja sin lastimarla?
Mejor sexo

¿Cómo hacerle sexo oral con braquets a la pareja sin lastimarla?

El sexo oral con braquets es igual de placentero que si se hiciera sin ellos. Foto: Oleg Magni en PEXELS

Muchas personas tienen miedo de hacerle sexo oral con braquets a su pareja, pues creen que pueden causar heridas en la zona íntima

  • SUSANA CARRASCO
  • 29/09/2020
  • 15:12 hrs.

El sexo oral (felación o cunnilingus) está rodeado de numerosos mitos y uno de los más comunes tiene que ver con la realización de esta práctica mientras se usan braquets o frenos en los dientes, pues consiste en la estimulación de los genitales con la boca y la lengua y podría haber riesgo de lastimar a la pareja, ¿es cierto? Esto es todo lo que debes saber acerca del sexo oral con braquets.

Los braquets o frenos son muy comunes, especialmente en las personas jóvenes, lo que podría generar algunos miedos a la hora de disfrutar del sexo oral, pues se cree que los fierros que hay sobre los dientes pueden causar lesiones en la zona íntima de quien recibe la estimulación.

(Foto: Pxhere)

Si tú también tienes dudas al respecto, conoce lo que en realidad sucede cuando haces sexo oral con braquets y lo que debes tomar en cuenta antes de llevarlo a cabo.

Sexo oral con braquets 

Son muchos los factores que tienes que tomar en cuenta al hacer sexo oral con braquets, incluyendo la higiene, pues es común que restos de comida u otros residuos indeseables se queden atorados entre los fierritos, lo que sin duda podrá hacer el momento desagradable. Así que, si planeas darle a tu pareja una placentera sesión de felación o cunnilingus, asegúrate de lavarte bien la boca y usa hilo dental.

TAMBIÉN LEE: ¿Cómo hacer la posición sexual tornillo y por qué es tan placentera? 

Otra cosa de la que debes estar muy al pendiente son las heridas en la boca, pues es común que las personas que usan braquets tengan con frecuencia lesiones o laceraciones en encías o labios, lo que es un riesgo durante el sexo oral, pues de acuerdo con los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), el riesgo de contraer una Enfermedad de Transmisión Sexual (ETS) como clamidia, sífilis o herpes, aumenta considerablemente si hay llagas abiertas en la boca, incluyendo el sangrado de encías.

(Foto: tomada de la web)

Para prevenir, lo mejor es evitar el sexo oral cuando hay heridas en la boca o en caso de no resistir las ganas, se debe hacer con el preservativo. Si se hace la estimulación a la mujer, se deben usar barreras bucales. Esto no tiene porqué arruinar el momento, ya que pueden usar condones de sabores para que sea mucho más divertido y placentero.

¿Y si tengo miedo de lastimar a mi pareja?

No debes preocuparte por ello, pues lo más importante es mantener una limpieza estricta y hacer uso del condón, pero si sientes mucha inseguridad al respecto, puedes usar una cera protectora sobre los brackets para no lastimar ni tus labios ni la zona íntima de tu pareja. Si después del sexo oral van a tener prácticas sexuales con penetración, se debe cambiar el condón por si acaso surgiera un roce y se haya perforado.

(Foto: Pexels)

En cuanto al placer, el sexo oral con braquets es exactamente igual de placentero que si no se tuviera y al respecto, la odontóloga Cristina Soto, señala al portal Vice que “la aparatología va en la parte de adelante de los dientes, que en teoría no tiene que ver con el acto como tal, no debe existir miedo de practicarlo”.

La recomendación es sacar provecho de los labios, cubriendo los dientes completamente y dejando fluir la suficiente saliva para el disfrute de ambos. Si se hace el sexo oral a la mujer, hay que enfocarse en los movimientos de la lengua, especialmente sobre el clítoris, que es altamente sensible y puede desatar orgasmos muy intensos. También se pueden lamer los labios vaginales, succionar y chupar, pero no morder, de lo contrario si se podría causar molestia.

(Foto: tomada de la web)

En cuanto al sexo oral masculino, se debe estimular con cuidado el pene, sobre todo las zonas sensibles como el frenillo, que está debajo del glande en la parte inferior, así como la base del pene. Ya lo sabes, disfruta hacerle sexo oral con braquets o sin ellos a tu pareja, goza el momento y déjate llevar, claro, tomando en cuenta todos los cuidados que aquí te presentamos. 

(Con información de CDC, Vice y Wapa)

SIGUE LEYENDO: Los 7 miedos sexuales más comunes de las mujeres


publicidad

publicidad

publicidad