publicidad

5 posiciones sexuales para relajarse en pareja y reducir el estrés
Pareja

5 posiciones sexuales para relajarse en pareja y reducir el estrés

Relajarse en pareja por medio del sexo es muy efectivo para liberarse de las tensiones. Foto: FREEPIK

Reducir el estrés puede ser muy sencillo y placentero si se hacen las posiciones sexuales para relajarse en pareja

¿Meditar no es lo tuyo? No te preocupes, existen otras formas de reducir el estrés que, además, te pueden dar mucho placer. Se trata de posiciones sexuales para relajarse en pareja y combatir de forma divertida los altos niveles de tensión y ansiedad.

El sexo tiene muchos beneficios, incluyendo el bienestar psicológico. De acuerdo con la psicóloga y sexóloga Laura Morán, la actividad sexual ayuda a liberar oxitocina, por lo que después del orgasmo el cuerpo se relaja y el sistema nervioso descansa.

Aunado a ello, las caricias y el contacto físico favorecen la sensación de tranquilidad, inhiben las respuestas de ansiedad y fortalecen el vínculo en pareja.

Posiciones sexuales para relajarse en pareja

Está comprobado que el sexo es una excelente terapia, así que, si no tuviste el mejor día y quieres estar relajado sin la necesidad de tomar medicamentos o meditar, entonces estas posiciones sexuales son ideales para ti:

1. La serpiente

Esta postura requiere de movimientos suaves, pero permite una cercanía muy erótica que los llevará rápidamente al orgasmo al mismo tiempo que los mantendrá relajados.

Quien reciba la penetración deberá acostarse boca abajo sobre la cama y la pareja se debe colocar encima. Puede hacerse una penetración vaginal o anal, la que disfruten más. Ambos deben mantener las piernas estiradas y quien esté arriba, puede rodear con sus brazos a la pareja para aumentar la cercanía.

TAMBIÉN LEE: Los mejores movimientos con la boca para sorprender en el sexo oral 

Muevan las caderas en sincronía pero, sobre todo, disfruten del contacto piel con piel, pongan atención a la temperatura, el sudor, la textura y el cuerpo de su pareja, pues ello ayuda a eliminar la tensión y la ansiedad.  

2. Frente a frente

Deben estar sentados frente a frente, lo suficientemente cerca como para poder tener sexo. Puede ser en la cama o en el suelo, solo tienen que mantener las piernas estiradas y entrelazadas mientras que se sostienen hacia atrás con las manos o se acarician mutuamente. 

Véanse a los ojos, empiecen con la penetración y sincronicen sus movimientos y la respiración.

“Estudios han sugerido que el contacto visual en las parejas enamoradas produce niveles elevados de oxitocina, la hormona del bienestar”, afirma el sexólogo Jess O’Reilly a GQ.

3. Cucharita

Entre las posiciones sexuales para relajarte con tu pareja no podía faltar la clásica cucharita, pues es una postura muy relajante que incluso puede mandarlos a dormir inmediatamente después de terminar.

La ventaja es que no hay presión para mantener una posición complicada, solo deben acostarse de lado, uno detrás del otro, empezar con la penetración y coordinar los movimientos de cadera. Lo ideal es que se muevan lentamente y que prioricen las caricias y el contacto tan cercano de la piel.

Tener sexo con la postura cucharita no causa ninguna presión porque ambos están acostados y básicamente, abrazados.

4. Sexo oral

Sin duda, terminar un día estresante con una buena sesión de sexo oral puede ser lo más efectivo para relajarte.

Pídele a tu pareja que lo haga de forma lenta y pausada, con ritmo, pero siempre con movimientos de la lengua muy suaves. Es ideal que no se limite solo a los genitales, sino que busque estimular todos los sentidos lamiendo distintas zonas erógenas. El orgasmo no tardará en llegar y con ello, la relajación y el sueño profundo.

5. Zen doggy

Hacer el amor con la posición del perrito sin duda es muy placentero, pero no es necesario estar en cuatro sosteniéndose con los brazos para disfrutarla al máximo.

Puedes hacerla más relajante si dejas caer el pecho sobre la cama y simplemente levantas los glúteos para facilitar la penetración. Te recomendamos hincarte en el suelo frente a la cama y simplemente dejar caer tu cuerpo.

La pareja debe colocarse detrás y hacer movimientos suaves intercalando caricias en los glúteos para aumentar el contacto de piel con piel y garantizar la liberación del estrés.

El sexo rudo y salvaje puede ser muy placentero, pero las posiciones sexuales para relajarse en pareja y disminuir el estrés también pueden ser muy sensuales, solo deben dejarse llevar, moverse de forma suave y disfrutar el contacto íntimo.

SIGUE LEYENDO: ¿Cómo entrenar el músculo que intensifica el orgasmo masculino? 

(Con información de GQ y Cosmopolitan) 


publicidad

publicidad

publicidad