publicidad

3 razones por las que se prefiere la masturbación a una pareja sexual
Salud Sexual

3 razones por las que se prefiere la masturbación a una pareja sexual

Los hombres suelen preferir masturbarse a tener sexo. Foto: Pixabay

Preferir la masturbación a una pareja sexual puede indicar problemas ocultos, como inseguridades, miedos y disfunciones sexuales

  • SUSANA CARRASCO
  • 17/07/2020
  • 14:20 hrs.

Son cada vez más los casos de personas con una vida sexual activa que tienen mucho deseo y les gusta el sexo, pero que prefieren la masturbación a tener intimidad con una pareja sexual, un problema que los sexólogos ya catalogan como solosexualidad pero, ¿cuáles son las causas detrás de estas preferencias?

La sexóloga clínica y terapeuta de parejas, Núria Jorba, señala que hay tres razones principales por la que esto sucede y es importante analizar cada una de ellas para evitar que el problema se agrave y dañe por completo la relación de pareja.

Los hombres suelen ser más susceptibles a desarrollar este comportamiento sexual, principalmente por la presión social de que deben tener un desempeño perfecto, aunque no es lo único, a continuación, analizaremos todas las causas de la mano de la experta.

Preferir la masturbación a una pareja sexual

La sexóloga Jorba explica en un artículo publicado en Clarín, que en consulta se encuentra con mayor frecuencia con casos de personas que prefieren por mucho la masturbación a tener un encuentro íntimo con su pareja, incluso ponen pretextos para no tener sexo, diciendo que están cansados o no tienen ganas.  Desde la opinión de la especialista, esta es una señal clara de que hay un problema que necesita atenderse.

TAMBIÉN LEE: ¿Qué significa que un hombre busque primero el orgasmo de su pareja

Este comportamiento es denominado como solosexualidad y hace referencia a elegir como primera opción sexual y más excitante a la masturbación. Quienes lo hacen, justifican que con el autoplacer disfrutan de una mayor comodidad y satisfacción en comparación a cuando realizan otras prácticas sexuales en pareja.

Masturbarse con frecuencia no es malo, en realidad, puede aportar múltiples beneficios a la salud sexual como mayor autoconocimiento de las zonas erógenas y aprendizaje sobre lo que si y lo que no se disfruta en la intimidad, lo que da como resultado un mejor sexo. No obstante, cuando esta práctica se vuelve la única fuente de placer sexual, las consecuencias pueden ser negativas, porque en lugar de ser una alternativa más de disfrute, se convierte en una vía de protección para evitar relacionarse con otras personas, generando miedos, inseguridades y falta de habilidades sociales.

¿Cuáles son las causas detrás de este comportamiento?

Según la experta, preferir masturbarse a estar con una pareja sexual, generalmente ocurre porque se evita afrontar aquello que inicialmente puede generar estrés y malestar como imaginar un rechazo, o que a la pareja no le gusta el desempeño sexual o porque hay incomodidad, aunque destaca las tres razones principales:

1. Fracasos sexuales previos

Entre los motivos por los que se puede preferir la masturbación frente las relaciones sexuales en pareja son las experiencias negativas anteriores o las consecuencias de una relación íntima que causó mucha frustración o donde se recibieron críticas negativas.

2. Inseguridades

En algunos casos, la falta de experiencia puede generar múltiples inseguridades en la cama, hay miedo a no rendir lo suficiente o a no complacer a la pareja como desea. Este es el caso de personas que no han experimentado mucho en cuanto a seducción y sexualidad compartida.

3. Disfunciones sexuales 

Otro motivo para evitar los encuentros en pareja es la falta de atracción, los problemas en la relación o el padecimiento de disfunciones sexuales que, por vergüenza, no se hablan, como el vaginismo, disfunción eréctil o el dolor durante la penetración.

Adicionalmente, la experta indica que preferir la masturbación a una pareja sexual es más común en los hombres debido a las presiones sociales que les genera bloqueos y una tendencia a evitar los encuentros. El exceso de pornografía puede empeorar el panorama, porque genera dependencia y es una vía de escape que fomenta el individualismo, el aislamiento y el miedo a la interacción social.

El individualismo y el egoísmo también provocan que se prefiera una rápida masturbación a tener que lidiar con el placer y la dedicación sexual hacia otra persona. Sea cual sea la razón, si solo hay placer al masturbarse lo mejor es acudir con un sexólogo o terapeuta sexual para identificar las causas de tu caso y poder encontrar una solución efectiva.

SIGUE LEYENDO: Lo que los hombres quieren en el sexo de acuerdo a su edad



publicidad

publicidad

publicidad