publicidad

3 datos que quizá no sabías sobre el rechazo
Pareja

3 datos que quizá no sabías sobre el rechazo

Foto en portada: needpix.com

Afecta la inteligencia, la razón y muchos aspectos de nuestra vida

  • ADRIÁN AGUIRRE
  • 08/02/2020
  • 23:02 hrs.

Ser los últimos elegidos para el equipo de futbol, ver que nadie quiere juntarse contigo en el recreo, ser los únicos a los que no les toca regalo el 14 de febrero, fallar en conseguir el trabajo para el que aplicaste o una ruptura sentimental son formas de rechazo que no benefician a nuestra vida ni a nuestra salud.

Se trata de situaciones que muchos hemos vivido y con las que bastantes personas pueden relacionarse. Y es que si bien existen individuos que ven el amor como el pináculo de la existencia humana y algunos lo equiparan con la misma felicidad, el sentirse "enamorado" puede parecerse a una enfermedad que provoca muchos efectos psicológicos adversos.

De acuerdo con la American Psychological Association (APA), a medida que los investigadores profundizaron en las raíces del rechazo, encontraron evidencia de que el dolor de ser excluido no es tan diferente del dolor de una lesión física y que, de hecho, también tiene serias implicaciones para el estado psicológico de un individuo y para la sociedad en general.


Foto: flickr.com


Puedes leer: Ver pornografía podría ocasionar depresión

Aquí te dejamos 3 datos que quizá no sabías sobre el rechazo:

1) Crea oleadas de ira y agresión: De acuerdo con el psicólogo Guy Winch, en 2001 el Cirujano General de los Estados Unidos emitió un informe declarando que el rechazo representaba un riesgo de violencia adolescente mayor que las drogas, la pobreza o el pertenecer a pandillas.

“Innumerables estudios han demostrado que incluso los rechazos leves llevan a las personas a agredir a los espectadores inocentes. Los tiroteos escolares, la violencia contra las mujeres y los trabajadores despedidos que se hacen "postales" son otros ejemplos del fuerte vínculo entre el rechazo y la agresión. Sin embargo, gran parte de esa agresión provocada por el rechazo también se vuelve hacia adentro...”, precisa Winch.

2) Consecuencias emocionales y cognitivas: La APA precisa que el encontrarse en el extremo receptor de un desaire social causa una cascada de consecuencias emocionales y cognitivas. El rechazo social aumenta la ira, la ansiedad, la depresión, los celos y la tristeza, reduce el rendimiento en tareas intelectuales difíciles y también puede contribuir a la agresión y al control deficiente de los impulsos. De hecho, en palabras de dicha asociación, las personas que habitualmente se sienten excluidas tienen una peor calidad del sueño y sus sistemas inmunológicos no funcionan tan bien como los de las personas con fuertes conexiones sociales.


Foto: pxhere.com


También te puede interesar: Entre adultos mayores, mujeres padecen más depresión

3) Es similar al dolor físico: Los estudios de fMRI muestran que las mismas áreas del cerebro que se activan cuando experimentamos dolor físico, se activan cuando sufrimos rechazo. “Es por eso que el rechazo duele tanto (neurológicamente hablando). De hecho, nuestros cerebros responden de manera tan similar al rechazo y al dolor físico”, comenta Winch.

Y en palabras del psicólogo de la Universidad de Kentucky, Nathan DeWall, el vínculo entre el dolor físico y social puede sonar sorprendente, pero tiene sentido biológico, ya que, en lugar de crear un sistema completamente nuevo para responder a eventos socialmente dolorosos, la evolución simplemente cooptó el sistema para el dolor físico.

"Dada la superposición compartida, se deduce que si adormece a las personas con un tipo de dolor, también debería adormecerlas con el otro tipo de dolor", explica DeWall.


Es importante que sepas que sí es posible tratar los "golpes" generados por el rechazo y prevenir las consecuencias psicológicas, emocionales, cognitivas y de relación que se producen después, abordando cada una de nuestras heridas. Si no no sabes cómo o por donde empezar, consulta a tu psicólogo de confianza. 


Con información de apa.org, psychologytoday.com, medicalnewstoday.com


publicidad

publicidad

publicidad