publicidad

Otros

Hongos neutralizan infecciones gastrointestinales

Investigadores mexicanos encontraron que los hongos de la familia Phellinus pueden neutralizar acciones de virus y bacterias.

  • 26/12/2013
  • 07:37 hrs.

Científicos mexicanos del  Centro de Investigación en Alimentación y Desarrollo (CIAD), identificaron y estudiaron extractos de hongos que crecen en los troncos de los árboles de la Sierra de Álamos, Sonora, que son capaces de neutralizar la acción de virus y bacterias que provocan infecciones gastrointestinales en seres humanos. Este hallazgo podría conducir a la elaboración de un nuevo método para desinfestar cultivos y elaborar alimentos procesados más seguros.

El CIAD, que tiene su sede en Sonora y subsedes en Chihuahua y Sinaloa, es una de las 27 instituciones que integra la red de Centros Públicos de Investigación Conacyt. Sus especialistas estudiaron principalmente hongos del género Phellinus que fueron colectados de troncos de árboles en la sierra. Su investigación incluyó las especies Phellinus badius, Phellinus grenadensis y Phellinus fastuosus.

El doctor Jesús Fernando Ayala Zavala, del CIAD, explicó a la agencia de noticias de Conacyt que se analizaron extractos de estos hongos y se demostró su capacidad para neutralizar el crecimiento bacterias patógenas, como estafilococos, listeria, salmonella y Escherichia coli, e incluso matarlas.

Además, agregó, inhiben el proceso de infección de virus entéricos, es decir, aquellos que afectan el sistema digestivo.“Esto abre la posibilidad de que sean utilizados en la industria para desarrollar desinfectantes. Otra alternativa es generar productos granulados (polvos) que se agreguen a las fórmulas de los alimentos procesados para que, desde dentro de los comestibles, eliminen virus y bacterias nocivos”, indicó el doctor Ayala Zavala.

Las propiedades benéficas de estos organismos se deben a sus compuestos fenólicos y flavonoides, que constituyen el sistema de protección de los hongos ante posibles depredadores. El proyecto de investigación básica que permitió corroborar el potencial de estos hongos tuvo una duración de tres años y una inversión cercana a un millón de pesos por parte del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

Asimismo, los investigadores de la Coordinación de Tecnología de Alimentos de Origen Vegetal del CIAD analizaron las propiedades antioxidantes de los extractos obtenidos de estos mismos hongos y encontraron que son efectivos para inactivar radicales libres y proteger las células humanas de su ataque. Este hallazgo implica que dichos extractos también ayudarían a retrasar o evitar, en algunos casos, la oxidación de alimentos.

Esta característica, añadió el investigador, haría factible su uso en la industria farmacéutica y cosmética. En el primer caso, para prevenir y combatir el estrés oxidativo asociado al cáncer; y en el segundo, para alargar la vida de algunos productos de belleza y evitar que en éstos se desarrollen bacterias o virus que puedan infectar la piel de los usuarios.

publicidad

publicidad

publicidad