publicidad

¿Por qué a los mexicanos nos gusta tanto el picante?
Alimentos y Tendencias

¿Por qué a los mexicanos nos gusta tanto el picante?

Las personas se "enganchan" con los efectos secundarios

  • Adrian Aguirre
  • 11/09/2019
  • 12:51 hrs.

El 15 de septiembre está a la vuelta de la esquina y la comida picante no va a faltar. Pero, ¿por qué a los mexicanos nos gusta tanto ingerir los alimentos que nos "enchilan"? Tiene una razón científica y aquí se las explicamos.

De acuerdo con el psicólogo de la Universidad de Pensilvania, Paul Rozin, quien tiene un PHD en Biología y Psicología por parte de Harvard, el picor es una experiencia emocional de riesgo, la cual es dolorosa, pero de poca duración que no tiene un daño permanente. Rozin explica que el placer tiene lugar cuando las personas descubren que este ardor y las respuestas defensivas no son de verdad peligrosas para su vida.

El consumo de chile, explica este experto, es intenso y provoca una fuerte descarga de endorfinas, las cuales son producidas por la glándula pituitaria y el hipotálamo en vertebrados durante la excitación, el dolor, el consumo de alimentos picantes o de chocolate, el enamoramiento y el orgasmo, siendo esta la razón por la que "enchilarse" resulta más placentero que doloroso.

Hay que resaltar que el picante no le da sabor a los alimentos, sino que le otorga ese ardor que el cerebro asocia con un tipo de dolor que a mucha gente le gusta al momento de ingerir los platillos.

Puedes leer: ¿Qué comer con intestino irritable?

La Doctora y Maestra en ciencias por la Escuela de Medicina del Instituto Politécnico Nacional, Diana Lizárraga Chávez menciona que a nivel fisiológico, la causa de ese gusto por las comidas picantes es la capsaicina (componente activo de los pimientos picantes), que estimula las neuronas sensoriales que responden regularmente al dolor.

"Dicha estimulación produce la liberación de opioides y endorfinas que neutralizan el dolor, detienen la liberación de la Sustancia P, neurotransmisor asociado con el dolor, y de esta forma se percibe una sensación de placer y de alguna forma un grado de adicción", detalla Lizárraga.


 

¿Entonces existe un tipo de masoquismo alimentario?

La RAE define "masoquismo" como la complacencia en sentirse humillado o maltratado y esta última palabra podría ser relacionada con el hecho de que nos guste ingerir bocados que provoquen que la boca nos "queme". Al final, existen muchos individuos que siguen haciéndolo simplemente por el gusto que les da hacerlo.

También te puede interesar: Comer más vegetales mejora la salud del corazón

"Lo que pasa es que relacionan el placer de comer con ese ardor en la boca y por eso la comida sin picante la sienten sin chiste. De cierto modo sí, se puede considerar un tipo de masoquismo culinario", analiza Rossana Nieto Vera, especialista en investigación y profesora de la Universidad Anáhuac México Norte.

Recuerda que comer en exceso es malo, por lo que si tienes síntomas como el intestino irritable, lo mejor es que dosifiques las cantidades y/o elijas otro menú menos condimentado.

 

 

Con información de El País, RAE

publicidad

publicidad

publicidad