publicidad

Mitos y realidades de cocinar en microondas
Alimentos y Tendencias

Mitos y realidades de cocinar en microondas

Fotografía: Alimente

La radiación que emite un horno de microondas no es radiactiva ni permanece almacenada dentro de este electrodoméstico.

Cocinar en microondas es una de las prácticas más controversiales y que está rodeada de mitos y realidad en torno a si es o no la mejor manera de cocinas y si la radiación emitida puede afectar la salud de forma importante.

Al respecto, la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) refiere que contrario a lo que muchos pueden pensar, la radiación que emite un horno de microondas no es radiactiva ni permanece almacenada dentro de este electrodoméstico:

“Se trata de energía similar a la de la luz de un foco, que en cuanto se apaga, desaparece”.

También te sugerimos: ¿Por qué la dieta mediterránea se considera la mejor dieta de 2020?

Mitos y realidades de cocinar en microondas

Para que conozcas más los efectos en la salud de cocinar en microondas, te presentamos los siguientes mitos y realidades.

Cocinar en microondas daña la salud

Si bien durante mucho tiempo se ha dicho que usar el horno de microondas para cocinar los alimentos puede dañar la salud, la realidad es que organismos internacionales como la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la U.S. Food and Drug Administration (FDA) han dado el visto bueno a la inocuidad de estos aparatos, pero siempre y cuando se encuentren en condiciones óptimas y sean utilizados de forma adecuada.

Radiación en los alimentos

Otro mito popular es que al cocinar o simplemente calentar alimentos o bebidas en microondas basta para radiarlos, sin embargo, aún no existe estudio científico alguno que pueda avalar dichas hipótesis pues como refiere Profeco, el avance tecnológico contante ha ayudado a minimizar los riesgos en su uso y evitar otros que sean potenciales.

El horno de microondas elimina los nutrientes de los alimentos

Nuevamente se trata de un mito pues la OMS ha señalado que los alimentos cocidos en un horno de microondas son tan seguros y nutritivos como aquellos que se cocinan en horno convencional o mediante otras técnicas de cocción.

No se pueden usar plásticos

Otro mito del horno de microondas refiere que la incorporación de esta tecnología exige el uso de recipientes y plásticos que pueden calentar los alimentos, pero afectar la salud, pero nuevamente es importante aclarar que el uso adecuado y seguir las indicaciones d ellos fabricantes es fundamental para evitar cualquier riesgo.

¿Cómo usar el horno de microondas de forma segura?

Las recomendaciones de uso emitidas por Profeco son:

- No debe utilizarse por los niños

- Colocarlo en una superficie plana y a una altura que dificulte su acceso para menores de edad

- Tener cuidado al calentar líquidos

- Nunca introducir metales

- Utilizar correctamente la clavija y no eliminar o cortar la tercera espiga de conexión

- No tapar las zonas de ventilación para evitar que el horno se sobrecaliente

- Limpiarlo cuidadosamente con un trapo ligeramente humedecido

- Adquiere una tapa para microondas para facilitar la limpieza

- Utiliza recipientes con tapón para calentamiento pues evitarás derrames.

Te recomendamos: Profeco advierte posible adulteración en dos marcas de café

Finalmente, es importante que ante cualquier falla puedas llevarlo a un centro de servicio y nunca intentar reparar el horno de microondas por tu cuenta.

Con información de: Profeco


publicidad

publicidad

publicidad