publicidad

Señales de artritis en los gatos que debes identificar a tiempo
Enfermedades

Señales de artritis en los gatos que debes identificar a tiempo

Foto en portada: needpix

Alrededor del 90% de los gatos mayores de 10 años experimentan Osteoartritis en al menos una articulación

  • ADRIÁN AGUIRRE
  • 08/04/2020
  • 13:50 hrs.

Al igual que los humanos, los gatos también desarrollan artritis a medida que envejecen.

La osteoartritis en mascotas es una enfermedad que comúnmente se da más en perros. Sin embargo, ahora también se reconoce como una enfermedad de los gatos mayores.

Hoy se sabe que alrededor del 90% de los gatos mayores de 10 años experimentan osteoartritis en al menos una articulación.

Foto: pxfuel

Puedes leer: ¿Cómo detectar la gripe en gatos?

Artritis en gatos: un problema real

La osteoartritis es la forma más común de artritis y ocurre cuando el cartílago protector que amortigua los extremos de los huesos se desgasta con el tiempo. Es degenerativa y empeora con el tiempo, por lo que a menudo resulta en dolor crónico.

En el caso de los gatos, se trata de una enfermedad más difícil de diagnosticar, ya que a diferencia de los perros que muestran cojera y dolor, los mininos son más ligeros y ágiles, lo que les permite compensar sus articulaciones comprometidas.

De acuerdo con la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA), los gatos, a diferencia de la mayoría de los perros, pueden tolerar enfermedades ortopédicas graves debido a su pequeño tamaño y agilidad natural, pero si las padecen, sufren cuando las personas los agarran.

"Los gatos generalmente resienten que los manipulen o manipulen físicamente durante los exámenes clínicos. El veterinario examinador puede tener dificultades para determinar si un gato está separando su pie debido al dolor o simplemente porque no quiere que lo toquen", señala la FDA.

¿Qué causa la artritis en los gatos?

En palabras de los hospitales VCA, no hay una sola causa de osteoartritis, ya que muchos factores influyen en que los "michis" tengan indicios del padecimiento y que este se desarrolle, incluidos:

+ Conformación del cuerpo (cómo se construye un gato)

+ Condición / peso corporal (el sobrepeso y la obesidad están altamente correlacionados con esta enfermedad)

+ Desarrollo articular anormal

+ Historial de lesiones (fractura, daño de ligamentos, lesión muscular, infección articular, daño / erosión del cartílago)

+ Cirugía Ortopédica

+ Historia nutricional

Foto: pxfuel

También te puede interesar: ¿Por qué a veces los gatos tienen conductas rebeldes?

Generalmente, la artritis en los gatos se diagnostica mediante un examen físico completo, palpación (sensación con los dedos para localizar el dolor y determinar su intensidad) y diagnósticos adicionales que incluyen radiografías u otra tecnología de imágenes.

Puedes buscar las siguientes señales para saber si tu gato tiene artritis:

Movilidad reducida

+ Vacilación o negativa a saltar hacia arriba o hacia abajo.

+ Saltar a superficies más bajas que antes

+ Saltar hacia arriba o hacia abajo con menos frecuencia

+ Dificultad para subir o bajar escaleras

+ Rigidez en las piernas, especialmente después de dormir o descansar por un tiempo; ocasionalmente puede haber cojera obvia

+ Dificultad para usar la cajita de arena

Actividad reducida

+ Mayor tiempo dedicado a descansar o dormir

+ No cazar o explorar con tanta frecuencia

+ Dormir en sitios diferentes y más fáciles de acceder

+ Interacción reducida y jugar menos con personas u otros animales.

Aseo alterado

+ Frecuencia reducida de tiempo dedicado al aseo

+ Pelito sin tanto brillo y despeinado

+ Garras demasiado grandes debido a la falta de actividad y a que casi no las afila

Cambios de temperamento

+ Más irritable o de mal humor cuando se maneja o acaricia

+ Más irritable o malhumorado en contacto con otros animales.

+ Pasar más tiempo solo

+ Evitar la interacción con personas y / o animales.

Si bien es cierto que los gatos son más independientes que los perros, podrás darte cuenta de que hay algo mal con ellos si notas alguno de los síntomas antes mencionados.

Recuerda que adquirir cualquier mascota representa un compromiso y que su salud es muy importante. ¡No des nada por sentado!


publicidad

publicidad

publicidad