publicidad

¿Sabías que los gatos pueden tener enfermedades mentales?
Enfermedades

¿Sabías que los gatos pueden tener enfermedades mentales?

La depresión es una enfermedad mental común en los gatos FOTO: PEXELS

Conoce cuáles son las enfermedades mentales más comunes en gatos

  • LÉRIDA CABELLO
  • 15/09/2020
  • 14:51 hrs.

Las enfermedades mentales también afectan la salud de los gatos, de hecho, pueden padecer hasta tres tipos de enfermedades mentales: estrés, depresión y epilepsia, debido a que son muy susceptibles en cuanto a sus emociones.

FOTO: PEXELS

Los trastornos en la conducta pueden estar asociados a enfermedades mentales y los gatos también pueden llegar a desarrollar patologías (enfermedades) que afecten su estado físico y mental.

En entrevista para SuMédico, Gabriela García, etóloga, señaló que de estas enfermedades mentales la más común en los gatos es el estrés.

El estrés en gatos es la número uno, porque los gatos son muy susceptibles y se estresan por todo: si les cambian la arena, el alimento, el agua, el plato, la cama, si llega un nuevo miembro de la familia o una mascota, si se cambian de casa

La especialista en el comportamiento de animales dijo cuáles pueden ser las señales de alerta para saber si tu gato padece alguna de estas enfermedades mentales.

Tienden a tener estereotipias muy marcadas por estrés y depresión, como lamidos excesivos, se arrancan el pelo, pudieran tener vocalizaciones, aumento o pérdida de apetito, salivar, esconderse, estar apáticos, no estar cerca de las personas y ser agresivos

TAMBIÉN LEE: ¿Puede un perro ser alérgico a los gatos?

Al referirse a la epilepsia, puntualizó que son contados los casos en gatos, y puede ser hereditaria o por algún traumatismo severo.

La epilepsia casi no se da en gatos, pero también es considerada una enfermedad mental en los gatitos, que puede ser provocada por factores hereditarios o caídas. Un golpe fuerte en la cabeza puede ocasionarle un problema de convulsiones a la larga

La etóloga comentó que cuando se observen cambios en la conducta de los gatos, hay que acudir con el especialista para ver si es depresión o estrés, los cuales pueden ser tratables, mientras que la epilepsia no tiene cura.

Algunas veces, dependiendo del estado crítico del animal podemos mandar antidepresivos o algún calmante, pero primero también hay que descartar algún problema fisiológico, antes de estar hablando de un problema comportamental, porque también se pueden confundir todos estos signos que están padeciendo con los de las enfermedades mentales

Finalmente, la etóloga aconseja que para que un gato no tenga estrés o depresión es recomendable que cuando sus dueños se cambien de casa le acondicionen un espacio para que se vaya acoplando poco a poco a la nueva área.

Hay que adaptarles siempre una zona segura para que ellos puedan sentirse aliviados. Los árboles de gatos son una buena opción para que se sientan en una zona de confort, pues de lo contrario se pueden volver agresivos y hasta morder

Enfermedades mentales en gatos

1. Estrés

Puede perjudicar seriamente su salud, pues de forma continua afecta al sistema inmune y puede llegar a provocar trastornos alimentarios, alopecias y comportamientos extraños. Un gato estresado puede volverse agresivo.

2. Depresión

Es una enfermedad habitual en los gatos y muchas veces pasa desapercibida. Los gatos son muy sensibles y cualquier cambio puede afectarles.

3. Epilepsia

Es una alteración neurológica que produce episodios de convulsiones transitorias. La epilepsia se da cuando las convulsiones tienen un origen intracraneal.

NO TE PIERDAS: 5 razones para hacer caminatas con tu perro diario

Ahora ya sabes que las enfermedades mentales también pueden afectar la salud de los gatos, por lo que es importante identificarlas a tiempo para que reciban el tratamiento adecuado.


publicidad

publicidad

publicidad