publicidad

5 consecuencias del sarro dental en perros
Enfermedades

5 consecuencias del sarro dental en perros

(Foto: El Mundo del perro)

La acumulación de sarro puede causar graves daños en la salud de los perros

Se suele prestar poca atención a la salud dental de los perros. Existe la creencia de que por su condición “asalvajada”, no requieren un cuidado y limpieza dental exhaustivo. Pero la realidad es muy distinta, los perros pueden acumular sarro que a la larga pueden ocasionar graves problemas, te diremos 5 consecuencias del sarro dental en perros.

El sarro se define como la placa dental que se ha endurecido por la precipitación de los minerales en la saliva y el líquido gingival. El sarro bucal está compuesto por materia orgánica e inorgánica. Este material proporciona a la placa dental formada por bacterias una superficie más extensa por lo que al crecer, puede derivar en una serie de enfermedades leves y graves para los canes.

También lee: ¿Por qué se da la alopecia en perros?

5 consecuencias del sarro dental en perros

Es importante tomar en cuenta que el sarro no sólo se trata de una cuestión estética, sino también de una cuestión de salud que puede afectar a tu mascota, a continuación te mostramos 5 consecuencias del sarro dental en perros.

1. Halitosis

El mal aliento en perros es algo muy común, sobre todo en perros mayores. Que el olor bucal de un perro nos resulte extraño es totalmente normal, pues nuestras mascotas están en contacto estrecho con heces, materia en descomposición y otros elementos orgánicos que para nosotros resultan desagradables.

Aun así, cuando el aliento del perro huele a podrido, es que hay algo mal en su salud bucal, sobre todo si se trata de un perro joven.

2. Gingivitis

La gingivitis se define como la inflamación de la mucosa oral, lingual o zona orofaríngea del perro. Esto provoca en el animal la aparición de úlceras bucales, una salivación excesiva e incluso dificultad para comer.

Cuando un perro presenta sarro, en las encías se acumulan bacterias que pueden ser patógenas. Estas liberan toxinas, lo que puede provocar daños en los tejidos bucales.

(Foto: Greenies)

3. Periodontitis

Esta enfermedad genera inflamación en las encías y va acompañada de degeneración de los huesos y estructura de sostén alrededor de los dientes del can. Este proceso se puede controlar pero no reparar por completo, pues el daño ósea ya está hecho.

4. Pérdida de dientes

Este proceso se encuentra completamente ligado a la periodontitis, pues las bacterias orales patógenas provocan la degeneración de los dientes y sus soportes. Las fracturas dentales pueden ser complicadas o no, dependiendo de si se exponen nervios y capilares sanguíneos tras la lesión.

Los síntomas más comunes tras la pérdida o rotura de un diente en el can son dolor, malestar y sangrado.

(Foto: Experto Animal)

5. Fallos renales o hepáticos

Las bacterias que entran a la sangre tras una periodontitis también pueden migrar al hígado y los riñones. Esto se traduce en fallos renales y hepáticos que conllevan una sintomatología amplia, dependiendo del lugar de la infección y la gravedad de la misma.

Los especialistas señalan que lo ideal es limpiar los dientes a tu perro con un cepillo dental a diario y por las dos caras del diente. Si no puedes hacerlo cada día, la recomendación es que sea mínimo tres veces a la semana. Así evitarás las consecuencias del sarro dental en perros.

También lee: ¿Qué hacer si tu perro tiene tos?

(Con información de: My Animals y Affinity petcare)

publicidad

publicidad

publicidad