¿Qué es la mastitis y cómo afecta a las mujeres?
Embarazo y Bebé

¿Qué es la mastitis y cómo afecta a las mujeres?

Foto: pixabay

La mastitis afecta principalmente a mujeres que están dando pecho, aunque también puede surgir en aquellas que simplemente están en edad fértil

  • SUSANA CARRASCO
  • 04/02/2020
  • 17:40 hrs.

La mastitis es un problema que surge en los pechos femeninos y aunque se cree que solo afecta a mujeres lactantes o que dan pecho, expertos señalan que puede afectar a cualquier mujer en edad fértil. Pero no solo eso, también a hombres y niños.

Así que toma nota de todo lo que debes conocer sobre la mastitis y sus efectos en la salud.

Mastitis, ¿qué es?

La mastitis es un problema que generalmente se relaciona con las mujeres que están dando pecho, pero expertos advierten que también puede ocurrir en mujeres embarazadas o que simplemente están en edad fértil.

Pero, ¿qué es la mastitis? Se trata de una inflamación del tejido mamario causado por la acumulación de leche materna o la entrada de bacterias que a veces puede derivar en una infección.

De acuerdo al Colegio Americano de Obstetricia y Ginecología, esta inflamación causa distintos síntomas como:

Dolor

Hinchazón

Calor

Enrojecimiento

También se puede presentar un malestar general similar al de la gripe, con fiebre, escalofríos, dolor corporal y agotamiento.

El pecho que sufre la inflamación se siente hinchado, tibio y doloroso en un área específica.

Los expertos señalan que la mastitis ocurre cuando una mujer está dando pecho y uno de los conductos con leche le impide drenarse adecuadamente.

No obstante, las bacterias de la superficie de la piel y de la boca del bebé también pueden ingresar en los conductos mamarios a través de una grieta en la piel del pezón o una abertura en el conducto mamario. La leche estancada en una mama que no se vacía se convierte en un caldo de cultivo para las bacterias.

El 95% de los casos suceden en los tres primeros meses, especialmente entre segunda y tercera semana posparto.

Sin embargo, también puede surgir en mujeres que no están en lactancia materna.

La Asociación para la Promoción e Investigación científico cultural de la Lactancia Materna (APILAM), indica que entre un 3 a 12% de casos de mastitis ocurren por causas distintas  a la lactancia.

TAMBIÉN LEE: ¿Cuándo es correcto darle antibiótico a un bebé? 

Las mujeres en edad fértil pueden padecerlo con mayor incidencia, aunque las mujeres lactantes representan el 30% de los casos, mientras que el 10% ocurre fuera de esa etapa.

Podríamos decir que toda mujer en edad fértil, embarazada o no, tendrá un riesgo aproximado de un 10% de padecer mastitis.

Por su parte, la Dra. Paola Trillo Martínez, de la Unidad de Mama del Hospital Quirónsalud Infanta Luisa de Sevilla, indica a Infosalus, que aunque la mastitis siempre se desarrolla con un proceso de infección, no siempre es así.

¿Cómo se trata?

Los especialistas afirman que en cuanto el tratamiento, lo primero es aliviar los síntomas como el dolor y la inflamación con antiinflamatorios no esteroideos, poniendo compresas frías y vaciando la leche constantemente del pecho para evitar que se acumule.

 En caso de que los síntomas de mastitis no mejoren o incluso empeoren en un periodo de 24 horas, será indispensable comenzar un tratamiento indicado por el médico con antibióticos.

Si estás dando pecho, estás en mayor riesgo, por lo que es necesario que sigas las siguientes recomendaciones:

-Usa un sujetador no apretado

-Aplica calor local brevemente en tus pechos antes de ofrecerlo al bebé

-Coloca compresas frías después de dar pecho para reducir el dolor e irritación.

De ser necesario, busca apoyo emocional para afrontar el dolor y la incomodidad, a medida que vaya siendo cada vez menos doloroso darle pecho al bebé.

Otra medida importante que debes tomar en cuenta es el vaciado del pecho y para ello, la extracción frecuente de la leche es fundamental para evitar y tratar la mastitis.

Para ello, debes darle pecho al bebé de forma constante, iniciando la toma por pecho afectado.

Haz un masaje en el seno que te causa molestias, desde la zona bloqueada hasta el pezón y haz extracción manual o con el extractor de leche si sientes que tus pechos no se vaciaron lo suficiente con la succión del bebé.

SIGUE LEYENDO: 5 cosas que nunca debes hacer al visitar un bebé recién nacido 


publicidad

publicidad

publicidad