¿Por qué las uvas son peligrosas para bebés y niños?
Ser padres

¿Por qué las uvas son peligrosas para bebés y niños?

Las uvas enteras son una de las principales causas de asfixia en bebés y niños menores de cinco años

  • SUSANA CARRASCO
  • 30/12/2019
  • 12:52 hrs.

Los niños debes acostumbrarse desde pequeños a comer frutas para tener un buen crecimiento y obtener todos los nutrientes necesarios para su desarrollo, sin embargo, se debe tener cuidado con algunas como las uvas, ya que pueden ser peligrosas para bebés y niños

Conoce por qué deberías tener especial cuidado al darle uvas a los bebés y niños pequeños en tus festejos de Año Nuevo.

Uvas peligrosas para bebés y niños 

Un artículo publicado en la revista médica BMJafirma que los más pequeños no deben comer uvas enteras porque se corre el riesgo de sufrir asfixia mortal.

Los especialistas indican que este alimento es la tercera causa de incidentes de ahogamiento, sólo por debajo de los hot dogs y los caramelos.

TAMBIÉN LEE: Mitos y realidades de tener un gato en el embarazo 

"Las uvas son frutas ovales, envueltas en una piel suave y ligeramente flexible. Con perritos calientes nos referimos a las salchichas, porque comparten algunas características con las uvas por su riesgo. En cuanto a dulces, nos remitimos a chucherías cuya dureza podría dificultar su extracción en caso de asfixia", explica Sinc Jamie G. Cooper, médico de urgencias en los Servicios Nacionales de Salud (NHS) en Aberdeen.

Las uvas enteras podrían causar ahogamientos en los niños menores de cinco años, según un artículo publicado en Archives of Disease in Childhood, que advierte además que a pesar de que es un gran peligro, la mayor parte de la población lo desconoce.

En el artículo se explica que el riesgo de asfixia por uvas surge porque las vías respiratorias de los niños son pequeñas, no tienen todos sus dientes desarrollados para masticar bien, su reflejo de deglución es muy inmaduro y se distraen con facilidad.

Las uvas suelen ser mucho más grandes que las vías respiratorias de bebés y niños menores de cinco años, por lo que a diferencia de otros objetos pequeños y duros, esta fruta bloquea por completo las vías y dificulta su extracción si no se cuenta con las herramientas ideales.

"No hay cifras exactas, pero es probable que la gran mayoría de episodios de asfixia se controlen con medidas de primeros auxilios, o haciendo que el paciente tosa insistentemente", indica Cooper.

Añade que todos los casos de asfixia pueden resolverse con técnicas como la maniobra de Heimlich.

Por ello, los especialistas resaltan la importancia de vigilar a los niños a la hora de comer y cortar los alimentos en piezas pequeñas para los niños menores de cinco años.

Así que ya lo sabes, ten mucho cuidado con darle uvas a los bebés y niños en tus festejos de Año Nuevo, sobre todo porque deben comerlas muy despacio, masticando perfectamente bien y si es posible, comerlas en pedazos pequeños. Evita que las celebraciones terminen en la sala de emergencias por un descuido que puede prevenirse completamente. 

SIGUE LEYENDO: La cantidad de azúcar oculta en alimentos para bebé 

(Con información de Infosalus)


publicidad

publicidad

publicidad