publicidad

Lo que no sabías de la placenta, el único órgano temporal del cuerpo
Embarazo y Bebé

Lo que no sabías de la placenta, el único órgano temporal del cuerpo

La placenta es fundamental para un embarazo sano. Foto: Pexels

Aunque se habla mucho de la placenta en el embarazo, no todas las mamás saben para qué sirve y los problemas que puede presentar

  • SUSANA CARRASCO
  • 21/07/2020
  • 13:39 hrs.

Si estás embarazada es probable que te preguntes para qué sirve la placenta exactamente y por qué se considera tan importante durante esta etapa. Pues bien, este órgano es el único que funciona de manera temporal en el cuerpo, aunque eso no es todo, hay muchas maravillas detrás que tienes que conocer.

Se sabe que la placenta es la conexión vital entre el bebé y la madre, aunque no todas las futuras mamás saben cuáles son todas las funciones que tiene y por ello, aquí enlistamos todo lo que deberías saber sobre este particular órgano.

Sin la formación de la placenta durante el embarazo, el desarrollo del bebé ni siquiera sería posible, así que toma nota de todo lo que hace por ti y el pequeño que está en tu vientre.

Placenta en el embarazo

La placenta es un órgano que se desarrolla en el útero durante el embarazo y se crea única y exclusivamente durante este periodo, pues antes de la gestación no existe en el organismo de la mujer y tras el parto, tampoco queda rastro del mismo.

De hecho, en los casos donde el embarazo se alarga hasta 42 semanas, la placenta ya no es capaz de cubrir las necesidades del feto, pues se produce un envejecimiento celular progresivo del órgano y las células van muriendo, pues conforme avanzan las semanas sus funciones se van reduciendo.

Pero eso no es todo, esto es lo que toda madre debería saber sobre la placenta en el embarazo:

1. ¿Para qué sirve?

La placenta sirve principalmente para brindar oxígeno y nutrientes al bebé que crece en el vientre, además de que elimina los residuos de la sangre del pequeño. La placenta también se une a la pared del útero, dando lugar al cordón umbilical, teniendo como principal misión transmitir los nutrientes de la madre al bebé. Se estima que el nivel de flujo sanguíneo hacia el útero es de unos 500-700 ml por minuto.

Gracias a esa sangre se suministra oxígeno suficiente al bebé, digamos que funciona como un pulmón fetal. En cuanto a los desechos, elimina principalmente el anhídrido carbónico, por lo que la placenta también es como un filtro.

Otra de las maravillas de la placenta es que tiene una función endocrina, es decir, que fabrica hormonas como la gonadotropina coriónica humana, que es la que permite que el embarazo se desarrolle de forma correcta. También sintetiza estrógenos que juegan un papel fundamental en la implantación del embrión y lactógeno placentario, que controla el metabolismo materno y estimula el crecimiento del bebé.

2. ¿De qué está hecha la placenta?

De acuerdo a un artículo en Bebés y más, la placenta está formada por un componente materno, que es una transformación de la membrana o mucosa uterina, y otra parte de origen fetal que está compuesto por cientos de vasos sanguíneos entrecruzados.

La parte materna es la más externa de la placenta, la que está en contacto con la pared uterina, por lo que se llama placa basal y consiste en tejido embriónico así como tejido del cuerpo de la mujer.

TAMBIÉN LEE: 5 secretos para que un bebé sea más inteligente, según la ciencia

3. ¿En dónde se encuentra?

Una vez que la placenta está bien implantada y sujeta a la pared uterina, no se mueve, aunque puede desplazarse y cambiar de ubicación dentro del útero, pues es como un globo que se hincha a lo largo de los nueve meses de embarazo.


Usualmente, podemos encontrar la placenta en la cara anterior o posterior del útero, aunque en algunos casos puede estar cerca del cuello uterino, aumentando el riesgo de causar un taponeo.

4. ¿Cuánto tiempo dura la placenta?

La placenta es un órgano temporal que solo existe durante el embarazo, por lo que su duración depende de cuántas semanas tarde en llegar el parto o nacimiento, lo que es aproximadamente 40 semanas. Durante la gestación, crece continuamente junto con el bebé, pero en las últimas semanas deja de hacerlo y, de hecho, va perdiendo sus funciones, lo que se denomina como placenta vieja o envejecida.

El parto no solo incluye la expulsión del bebé, también de la placenta y una vez que sale, se debe vigilar que haya salido por completo, ya que los restos en el interior del útero pueden causar complicaciones en la salud de la mujer.

5. ¿Qué afecta la salud de la placenta?

Mayo Clinic advierte que existen diversos factores que pueden afectar la salud de la placenta durante el embarazo, como la edad avanzada de la madre (40 o más), una ruptura prematura de las membranas, presión arterial alta, embarazo de mellizos u otros embarazos múltiples, trastornos de coagulación de la sangre, cirugía uterina previa, golpes en el abdomen, problemas de placenta en embarazos anteriores y el abuso de sustancias.

Al respecto, la futura madre debe estar atenta a las posibles señales que indiquen un daño en la placenta, especialmente:

-Sangrado vaginal

-Dolor abdominal y de espalda

-Contracciones uterinas intensas

En definitiva, la placenta en el embarazo es un órgano vital que permite el crecimiento y la protección de tu bebé, así que no dudes en consultar al médico cualquier duda que tengas, especialmente si sospechas que algo anda mal.

SIGUE LEYENDO: 7 cosas increíbles que un bebé hace en el vientre materno





publicidad

publicidad

publicidad