publicidad

¿Es normal tener sangrado después del sexo en el embarazo?
Embarazo y Bebé

¿Es normal tener sangrado después del sexo en el embarazo?

A muchas mujeres les preocupa tener sangrado después del sexo en el embarazo. Foto: Pxhere

Notar que hay sangrado después del sexo en el embarazo puede tener distintos significados y es importante conocerlos para evitar complicaciones

  • SUSANA CARRASCO
  • 01/07/2020
  • 14:08 hrs.

Tener relaciones sexuales durante la gestación es algo que causa mucha incertidumbre en las mujeres y una de las dudas más comunes tiene que ver con qué tan normal es tener sangrado después del sexo en el embarazo.  

Algunas mujeres perciben que después de disfrutar de un encuentro placentero junto a su pareja en esta etapa hay un poco de sangrado vaginal, que se percibe rosado o amarronado y esto les causa mucha preocupación, pues el sangrado en el embarazo se ha relacionado con el aborto.

No obstante, el sexo en el embarazo es completamente seguro, aunque debes prestar mucha atención al tipo de sangrado que puede ocurrir durante o después de la penetración, ya que no siempre es normal y también puede ser señal de algo peligroso.

Sangrado después del sexo en el embarazo

Es posible que después del sexo en el embarazo, la mujer note un ligero sangrado vaginal, que se ve rosado o amarronado y tiene muy poca cantidad. Esto es completamente normal y la Biblioteca Nacional de Medicina de los EE.UU., indica que hasta 1 de cada 4 mujeres lo padece, especialmente en los primeros 3 meses (primer trimestre) y de forma más recurrente si se esperan gemelos.


Cuando el sangrado ocurre durante o después de las relaciones sexuales, indica que las hormonas del embarazo aumentan el volumen sanguíneo de la madre y hay una dilatación de los vasos sanguíneos, provocando una congestión de las mucosas, incluido el cuello uterino. La penetración causa microtraumatismos en las paredes vaginales y los vasos sufren una pequeña rotura, lo que da como resultado un ligero sangrado color rosado o marrón.

TAMBIÉN LEE: La posición sexual más peligrosa para las embarazadas

Por ello, es fundamental que durante las prácticas sexuales con penetración se usen lubricantes que sean compatibles con el condón para que los movimientos no sean tan bruscos y se evite el roce excesivo que causaría lesiones o sangrado. En realidad, el aumento del flujo sanguíneo puede ayudar a que la mujer alcance más rápido el orgasmo, así que no es necesario hacer penetraciones muy profundas o fuertes.

¿Cuándo debe preocuparme el sangrado después de las relaciones?

Aunque el sangrado leve después del sexo en el embarazo es normal, no siempre debemos verlo como algo inofensivo, ya que hay casos en que es más abundante y se acompaña de dolores o calambres en el vientre, lo que alerta que algo anda mal y debemos acudir inmediatamente a recibir atención médica. Tener un sangrado después de las relaciones que es rojo brillante, abundante, como una hemorragia, indica que se debe detener la actividad sexual hasta recibir la valoración de un médico, pues incluso puede haber pérdidas de líquido amniótico y la vida del bebé estará en riesgo.

Las causas más comunes por las que ocurre un sangrado abundante en el embarazo son:

-Placenta que se separa de la pared interior del útero

-Aborto espontáneo

-Pólipos cervicales

-Parto prematuro

-Infección en el cuello uterino

-Traumatismo del cuello uterino por relaciones sexuales muy intensas

Siempre que el sangrado después del sexo en el embarazo sea leve no hay nada de que preocuparse, es algo normal en esta etapa, no obstante, si hay hemorragia y cólicos, se debe atender inmediatamente por el médico.

No tengas miedo de mantener tu vida sexual mientras tu bebé está en tu vientre, Mayo Clinic señala que no afectará al pequeño, porque está protegido por el líquido amniótico y los músculos fuertes del útero. Además, el bebé tiene una sensación de bienestar con el orgasmo, porque recibe una mejor oxigenación, solo ten cuidado de que los movimientos no sean muy bruscos. 

SIGUE LEYENDO: Juguetes sexuales que pueden ser peligrosos en el embarazo



publicidad

publicidad

publicidad