Día del Niño: 5 regalos emocionales indispensables para los pequeños

Dar regalos emocionales a los niños crea hermosos recuerdos, fortalece la unión familiar y favorece su buen desarrollo

En fechas especiales como el Día del Niño, muchos padres buscan consentir a sus hijos con regalos costosos o aparatos tecnológicos, sin embargo, se ha comprobado que un exceso de éstos puede ser perjudicial. ¿Por qué es mejor dar regalos emocionales a los niños?

Día del Niño: 5 regalos emocionales indispensables para los pequeños

Con el tiempo, los niños dejan de valorar los regalos materiales y se acostumbran a recibirlos constantemente.

imagen-cuerpo

(Foto: Freepik) 

Incluso puede entrarse en una competencia absurda para ver qué regalo es el más grande, el más impactante o el más caro, cuando la realidad es que los mejores regalos para niños no se compran, sino que se hacen.

¿Por qué dar regalos emocionales a los niños?

No estamos diciendo que nunca debas regalarle un juguete o videojuego a tu pequeño, simplemente es importante que también priorices otro tipo de obsequios que favorecen su desarrollo y, sobre todo, que perdurarán en su memoria y desatarán emociones positivas.

Los regalos emocionales son aquellos detalles que no son físicos, pero que pueden crear hermosos recuerdos, fortalecer la unión familiar y fomentar sentimientos de cariño, ternura, amor y empatía.

imagen-cuerpo

(Foto: Pexels) 

Si quieres dar regalos emocionales a tus hijos, puedes optar por las siguientes opciones:

1. Tiempo de calidad

Este es uno de los regalos que muy pocos padres dan a sus hijos y es que, en la actualidad, el ritmo de vida de trabajo y tareas en casa nos impide compartir tiempo suficiente en familia.

Por ello, es vital dedicar unos minutos al día a pasar tiempo con los hijos, disfrutando de actividades recreativas o simplemente platicando para aprender los unos de los otros y conocerse mejor.

imagen-cuerpo

(Foto: Freepik) 

TAMBIÉN LEE: Tareas en casa que un niño debería hacer solo según su edad 

Pero cuidado, debes estar plenamente presente en el momento, únicamente disfrutando de la compañía.

2. Aceptación

Una de las frases más comunes de los padres cuando un hijo tiene una falla es “no te quiero porque has sido un niño muy malo”, pero decirlo es un error, pues debemos reprobar el comportamiento, no a la persona.

El niño debe saber que ha hecho algo mal y tiene que corregirlo, pero también debe estar seguro de que, a pesar de eso, lo quieres incondicionalmente. La aceptación les transmite seguridad y confianza, lo que contribuye a un mejor desarrollo del pequeño.

imagen-cuerpo

(Foto: Freepik) 

3. Abrazos

¿Cuándo fue la última vez que abrazaste a tu pequeño? Hacerlo de manera constante es uno de los regalos emocionales más bonitos que les puedes dar.

El contacto piel con piel permite hacerles saber a los niños que siempre estarás ahí para protegerlos, amarlos y hacerlos sentir seguros.

imagen-cuerpo

(Foto: Freepik) 

4. Notas escritas

Las nuevas tecnologías están favoreciendo que se pierda la bonita costumbre de hacer notas a mano, pero tal vez vale la pena retomarlo para hacer regalos emocionales a los niños.

imagen-cuerpo

(Foto: Pexels) 

Una pequeña nota escrita en un lugar donde el niño la pueda encontrar fácilmente es un detalle maravilloso y basta con expresar lo mucho que lo amas y lo orgullosa que estás de la personita que es para llenar al pequeño de alegría.

5. Elogios

Los niños necesitan saber que son valorados y que sus padres están ahí para verlos brillar, así que algunos aplausos y elogios después de un triunfo o de haber intentado algo importante, son un maravilloso regalo que nunca olvidarán.

imagen-cuerpo

(Foto: Pexels) 

Ya lo sabes, si quieres ver una sonrisa sincera en el rostro de tus hijos recuerda que los regalos emocionales pueden ser una opción perfecta que los hará felices, los llenará de recuerdos maravillosos y los volverá mejores seres humanos.

SIGUE LEYENDO: Enjuagues bucales para niños, ¿son necesario? 

(Con información de Guía infantil y La mente es maravillosa)