publicidad

¿Cómo se debe cuidar la zona íntima durante el embarazo?
Embarazo y Bebé

¿Cómo se debe cuidar la zona íntima durante el embarazo?

Foto: tomada de la web

Será necesario extremar las precauciones en el cuidado de la zona íntima durante el embarazo, pues los cambios hormonales aumentan el riesgo de infecciones

  • SUSANA CARRASCO
  • 25/05/2020
  • 15:13 hrs.

Los cuidados en la zona íntima durante el embarazo no puedes dejarlos de lado por ningún motivo, de hecho, será necesario extremar las precauciones debido a que en esta etapa eres mucho más propensa a las infecciones vaginales.

A continuación, te damos algunas recomendaciones para que en tu embarazo tu única preocupación sea preparar todo para la llegada de tu bebé y no las molestias de la zona íntima y sus consecuencias.

Cuidados en la zona íntima durante el embarazo

Los cambios hormonales en el embarazo, como el aumento del estrógeno y la progesterona, causan una alteración en el ambiente vaginal que podría hacer necesario extremar los cuidados de esta zona tan delicada.

Pero ojo, esto no significa que sea necesario tener una higiene exagerada o usar productos muy agresivos para limpiar la vagina. Solo se requiere de adoptar algunos hábitos que mantengan tu zona íntima saludable.

En ese sentido, tu principal objetivo será tratar de mantener la flora vaginal o las bacterias "buenas" de esta zona bien equilibradas para que no permitan que las bacterias dañinas proliferen y causen problemas.

¿Cómo lograrlo? Asegúrate de seguir las siguientes recomendaciones al pie de la letra:

1. Lava la zona solo una vez al día

No es necesario que laves varias veces al día tu zona íntima, ya que, si lo haces, barres con la flora vaginal y las bacterias que causan infecciones empezarán a hacer de las suyas. Lo ideal es que al bañarte uses jabón neutro o sin aroma y laves solo la parte externa, es decir, los labios vaginales.

Evita las tinas en esta etapa, pues el agua estancada y caliente puede favorecer los daños en la zona íntima causados por bacterias y hongos dañinos.

2. Sécate bien

Asegúrate de secar muy bien tus genitales antes de ponerte la ropa interior, de lo contrario, los hongos como la Candida pueden empezar a proliferar y causarte una infección. Seca con una toalla limpia y preferentemente de algodón para evitar que te deje pelusas.

TAMBIÉN LEE: ¿Es seguro el sexo oral durante el embarazo

3. Límpiate bien al ir al baño

Después de hacer del baño siempre debes limpiarte de enfrente hacia atrás. Parece algo muy simple pero hacerlo te salva de muchas infecciones, pues evita que la materia fecal llegue a tu zona íntima y se contamine con bacterias peligrosas.

4. Cuidado con la ropa interior

Durante tu embarazo es muy importante que te asegures de usar ropa interior de algodón, ya que este material ayuda a que no se acumule la humedad y a evitar irritaciones. Dile adiós a las prendas íntimas ajustadas como las tangas o de telas que no permitan transpirar tus genitales. No te olvides de cambiar tu ropa interior todos los días. 

5. No te dejes el traje de baño mojado

Cuando vayas a nadar a una alberca o al mar, es indispensable que te cambies el traje de baño inmediatamente, de lo contrario, favoreces que se acumule la humedad en tu zona íntima que causa hongos. Lo mismo aplica para la ropa deportiva que se humedece con el sudor después de una rutina intensa de ejercicios.

6. No a las duchas vaginales

La vagina se limpia sola, así que no es necesario el uso de duchas vaginales con vinagre, bicarbonato u otros productos que lo único que hacen es irritar la zona y barrer con las bacterias que te protegen de infecciones.

7. No uses cualquier papel higiénico

Evita el papel higiénico que sea de colores o perfumado, pues pueden ser agresivos para tu vagina y alterar el pH natural.

¿Cómo saber que ya tengo una infección vaginal en el embarazo?

La American Pregnancy Association señala que las infecciones vaginales en el embarazo pueden detectarse por la presencia de síntomas como un flujo vaginal blanco, con olor similar a la levadura/pan o bien, un flujo verdoso-amarillento y con olor desagradable. También hay irritación, picazón y enrojecimiento de los labios vaginales, así como ardor al orinar o durante las relaciones sexuales.

Mantente atenta a estos síntomas y evita automedicarte, lo mejor es que acudas al médico para saber cuál es el tratamiento más seguro para ti mientras estás embarazada y que sigas todas las recomendaciones para cuidar la zona íntima durante el embarazo

SIGUE LEYENDO: Los 7 peores errores con la ropa interior que dañan la salud sexual

publicidad

publicidad

publicidad