publicidad

Comezón excesiva durante el embarazo podría ser señal de algo grave
Embarazo y Bebé

Comezón excesiva durante el embarazo podría ser señal de algo grave

Foto: tomada de la web

Tener picazón en la piel durante el embarazo es normal, pero cuando hay una comezón excesiva e incontrolable, podría tratarse de un problema en el hígado

  • SUSANA CARRASCO
  • 21/04/2020
  • 11:56 hrs.

Muchas mujeres embarazadas reportan un aumento en la comezón de la piel, sobre todo en zonas como la pancita y los pechos, lo cual es completamente normal debido a que la piel se estira mucho, pero pocas saben que una comezón excesiva podría ser señal de un problema de salud más grave denominado colestasis del embarazo.

No atenderlo a tiempo podría tener consecuencias negativas, como que el bebé nazca demasiado pronto, que tenga problemas pulmonares o que muera en la etapa final del embarazo. Conoce de qué se trata esta enfermedad y cómo debes actuar al identificarla.

Comezón excesiva durante el embarazo

El cuidado de la piel durante el embarazo es extremadamente importante, pues debido al estiramiento por el crecimiento del bebé, puede romperse con mucha facilidad y causar mucha comezón y estrías o marcas.

Lo ideal es que la mujer aplique cremas hidratantes en su piel desde antes de embarazarse y mantener los cuidados especiales durante toda la gestación.

Sin embargo, si hay una comezón excesiva en la piel a pesar de los cuidados, podría tratarse de un problema de salud más grave.

De acuerdo a Mayo Clinic, la colestasis intrahepática del embarazo, también conocido como colestasis del embarazo, es un trastorno del hígado que se presenta al final de la gestación y que tiene como principal síntoma una comezón intensa sin erupción en la piel.

La comezón excesiva suele aparecer en las plantas de las manos y de los pies, aunque también puede afectar otras partes del cuerpo de la embarazada. Generalmente, la picazón empeora por la noche y puede ser tan molesta que no deja dormir.

La mayoría de las mujeres embarazadas con este padecimiento señalan que los síntomas comienzan durante el tercer trimestre del embarazo, aunque en algunos casos han comenzado antes, pero es un hecho que la comezón empeora a medida que se acerca la fecha de parto.

Una vez que el bebé nace, la picazón de la piel desaparece a los pocos días.

Además de la comezón excesiva, la colestasis del embarazo también puede causar otros síntomas como:

-Color amarillento de la piel y la parte blanca de los ojos

-Pérdida del apetito

-Náuseas

TAMBIÉN LEE: Antibióticos en el embarazo que pueden ser peligrosos

Como no existe una forma de prevenir este problema, al detectar los síntomas se debe acudir de inmediato al médico.

Tampoco hay una causa específica de este trastorno en el embarazo, pero los especialistas señalan que en la mayoría de los casos, es hereditario, por lo que los genes podrían contribuir a desarrollarlo.

Las hormonas del embarazo también podrían influir, especialmente porque los niveles de éstas aumentan al acercarse la fecha prevista de parto y los médicos creen que esto puede retrasar el flujo normal de bilis, que es el líquido digestivo que se produce en el hígado y que ayuda al aparato digestivo a descomponer grasas.

En lugar de salir del hígado, la bilis se acumula en su interior y como consecuencia, las sales biliares ingresan al torrente sanguíneo, provocando la comezón excesiva.

Consecuencias de la colestasis del embarazo

En la mayoría de los casos, las mujeres con este problema necesitarán adelantar la fecha de parto, de lo contrario, ella y su bebé podrían sufrir complicaciones graves.

La madre podría desarrollar problemas con la manera en que su cuerpo absorbe la grasa, lo que causa a la larga una baja en los niveles de algunos nutrientes, sobre todo vitamina K, que es indispensable para una correcta coagulación de la sangre.

Las complicaciones de la colestasis en el embarazo pueden ser aún más graves en el bebé, pues el pequeño podría sufrir un nacimiento prematuro, problemas pulmonares al inhalar una sustancia verde y pegajosa que se acumula en el líquido amniótico e incluso, la muerte antes del parto (muerte fetal)

Este padecimiento puede diagnosticarse con un análisis de sangre y se requiere de la toma de medicamentos para controlar las molestias, incluyendo la comezón excesiva.

SIGUE LEYENDO: ¿En cuánto tiempo vuelvo a menstruar después del parto?


publicidad

publicidad

publicidad