publicidad

3 errores al elegir ropa de maternidad que toda embarazada debe evitar
Embarazo y Bebé

3 errores al elegir ropa de maternidad que toda embarazada debe evitar

Foto: tomada de la web

¿Solo debo usar ropa holgada? La mayoría de las mujeres piensan eso pero es uno de los errores al elegir ropa de maternidad que se deben evitar

  • SUSANA CARRASCO
  • 08/06/2020
  • 15:15 hrs.

¿Cómo elegir la ropa de maternidad? Esto puede depender de tus gustos, pero antes que eso, es importante que tomes en cuenta la comodidad dependiendo de las actividades que realices y claro, de qué tan avanzado sea tu embarazo.

Así que antes de que te apresures a comprar todo lo que vez en la sección de maternidad de tu tienda favorita, te recomendamos revisar algunas recomendaciones, pues se estima que es muy común cometer errores a la hora de comprar este tipo de prendas.

Los principales errores al elegir a ropa de maternidad suelen ocurrir, en términos generales, debido a la falta de experiencia y a la creencia popular de que las prendas que elijas solo pueden usarse en esta etapa. Si lo haces bien, te sentirás muy segura, cómoda y, sobre todo, ahorrarás dinero porque podrás seguirla utilizando.

Errores al elegir ropa de maternidad

Enterarte de que estás embarazada puede ser muy emocionante y seguro que una de las principales cosas que empiezas a considerar es cambiar las prendas de tu closet por algo que te permita estar más cómoda, pero ojo, no es tan sencillo como parece, pues por dejarnos llevar por la publicidad o hasta por lo que dicen las amigas, cometemos errores al elegir la ropa de maternidad.

En ese sentido, es ideal que conozcas cuáles son los errores más comunes, cómo puedes evitarlos y qué es lo que debes saber antes de ir a las tiendas por tu nuevo guardarropa de futura mamá. ¿Estás lista? Toma nota:

1. Pensar que solo debes usar ropa holgada

Si piensas que en el embarazo solo debes usar ropa de talla grande o muy holgada, es un error, porque lo importante es que no nadamás estés cómoda, sino que también te sientas bonita luciendo tu pancita.

Lo mejor es que busques diseños cómodos, pero no necesariamente holgados, sino que resalten tu figura y te permitan hacer tus actividades. Por ejemplo, puedes optar por jeans con cintura ajustable, blusones con leggins, suéter largo, abrigos o maxi vestidos con diseños muy lindos.

No tengas miedo de probar nuevos estilos, agrega accesorios lindos como un bolso y no olvides que estar embarazada también te hace lucir muy hermosa, así que aprovéchalo.

2. Comprarla desde las primeras semanas de embarazo

Durante el embarazo, el cuerpo femenino experimenta muchos cambios, desde aumento de peso, hasta hinchazón en las piernas, por ello, es importante que no te adelantes y esperes a hacer tus compras hasta que empiece a notarse más tu pancita.

De esta manera solo comprarás ropa que se adapte a tu nueva anatomía y que te haga sentir cómoda y atractiva en esta nueva etapa.

Para no cometer errores al elegir ropa de maternidad, puedes buscar ropa con telas que se expandan o que resistan los cambios, de manera que se amolden a tu figura, pero sin deformarse ni mucho menos haciendo presión en tu vientre. Asegúrate de que te sientas cómoda y libre al moverte.

TAMBIÉN LEE: ¿Qué hacer en caso de infección vaginal en el embarazo?

3. Olvidarte de tu estilo y arreglo personal

Como lo mencionamos, estar embarazada no significa solo usar ropa enorme que no te haga sentir linda, ni mucho menos dejar de maquillarte o hacerte una manicure bonita. Aun después de todos los cambios por los que pasa tu cuerpo, es indispensable que no olvides tu esencia ni tu estilo, pues así te sentirás mucho mejor cuando tengas que afrontar algunos bajones emocionales.

Usa accesorios, prendas lindas, zapatos que te hagan sentir cómoda y sensual, como tenis o tacones medios, evita las botas altas porque presionarán los tobillos cuando sufras de hinchazón y opta por un maquillaje que te ayude a resaltar tus facciones más atractivas.

Por otro lado, si compras prendas que en la medida de lo posible vayan con tu estilo de siempre, podrás seguirlas utilizando después del parto, por lo que no será un desperdicio de dinero y hasta podrás recordar esos días en que tu bebé seguía en tu pancita. Recuerda que estar embarazada no significa que tengas que cambiar totalmente tu forma de vestir ni tu estilo.

Ahora que ya conoces los errores al elegir ropa de maternidad podrás rescatar algunas prendas en tu clóset que pueden ser útiles en esta etapa y comprar solo lo que realmente vayas a necesitar pero sobre todo, lo que te haga sentir cómoda y hermosa.

SIGUE LEYENDO: 5 remedios naturales para evitar el estreñimiento en el embarazo

(Con información de Vix)


publicidad

publicidad

publicidad