publicidad

¿Qué es un oxímetro y por qué se está utilizando en la pandemia?
Covid-19

¿Qué es un oxímetro y por qué se está utilizando en la pandemia?

No ignores síntomas físicos, incluso si tus niveles de oxígeno están bien.

  • INGRID SILVA
  • 14/05/2020
  • 18:01 hrs.

¿Por qué "están de moda" los oxímetros? y ¿qué es un oxímetro? Un oxímetro es un dispositivo pequeño que se utiliza en la punta de los dedos para medir la oxigenación en la sangre y que puede ser clave para obtener información importante de la salud respiratoria, particularmente durante la pandemia de covid-19.

De acuerdo con la American Thoracic Society, la oximetría de pulso es una manera de medir la cantidad de oxígeno presente en la sangre y por medio de un dispositivo llamado oxímetro de pulso es posible la medición de los niveles de oxígeno sin necesidad de jeringas.

Lo anterior significa que es una prueba sin dolor que también utilizan los especialistas.

Te recomendamos: Mexicanos con covid grave logran mejoría con remdesivir, según reporte

¿Qué es un oxímetro, para qué sirve y cómo se utiliza durante la pandemia?

El oxímetro tiene un tamaño pequeño y calcula el llamado nivel de saturación de oxígeno (SatO2). El resultado obtenido es un porcentaje que indica cuánto oxígeno transporta tu sangre con relación al máximo que sería capaz de transportar.

¿Cuánto oxígeno es necesario? En circunstancias normales, más del 89% de los glóbulos rojos deberían contener oxígeno.

Cuando es colocado, se encienden unas luces con números que indican el nivel de oxígeno en el cuerpo y el ritmo cardíaco.

Una lectura entre el 95 y el 98% se considera normal. Aunque algunos pacientes pueden tener niveles más bajos y estar sanos, sin embargo, una medición más baja de 92% requiere de atención especializada.

Una concentración de oxígeno baja podría indicar diversas enfermedades, además de las enfermedades respiratorias, entre ellas:

- Covid-19

- Asma

- Infecciones pulmonares

- Reacciones alérgicas

- Problemas del corazón.

Ejemplo de la importancia de los oxímetros en la pandemia es la experiencia del doctor Richard Levitan del Hospital Bellevue en Nueva York quien explica que en dicho lugar estaban llegando demasiados pacientes al hospital con niveles de oxígeno demasiados bajos lo cual los ponía en riesgo de complicaciones graves o incluso la muerte:

"En el hospital, cuando intentamos decidir a quién enviar a casa, algunos criterios importantes son: ¿cuál es tu nivel de oxígeno?, ¿cuál es tu pulso?".

El especialista además habló de aquellos instrumentos básicos para poder identificar algunos síntomas de la covid-19:

"Con un oxímetro de pulso y termómetro, los estadounidenses pueden estar preparados y ser diagnosticados y tratados antes de enfermar de manera grave".

Este dispositivo parece una pinza para ropa grande y se coloca en los dedos, se sugiere tener las uñas cortas. Tampoco se recomienda tener las uñas pintadas con esmalte o postizas.

Además de la cantidad de oxígeno que se mide con el oxímetro, no se deben ignorar los síntomas de la covid-19; el beneficio del monitoreo es que puede alertar potencialmente la disminución de la salud respiratoria antes de poder percibirlo.

Al respecto, Levitan también dijo:

"Si el nivel de oxígeno bajara tanto de pronto, estos pacientes estarían inconscientes, tendrían convulsiones u otros padecimientos. Esto me indica que hay un periodo de días en el que los niveles bajaros de forma silenciosa y no se dieron cuenta".

¿Duele? No, de hecho, no sentirás nada es como colocar un termómetro, solamente que, en el caso del oxímetro de pulso, emite longitudes de onda de luz distintas a través de tu dedo para la detección de hemoglobina.

La hemoglobina es una molécula de proteína en la sangre que transporta oxígeno.

También te sugerimos: Un millón de pruebas de covid permitiría regreso a "normalidad segura"

Finalmente, pese a que algunos especialistas ya lo sugieren dentro del botiquín de emergencia en casa, otros no lo consideran necesario y aseguran que, con la toma de temperatura corporal, tos o estornudos es suficiente para sospechar de la enfermedad y acudir con un especialista.

Con información de: The New York Times


publicidad

publicidad

publicidad