publicidad

¿Por qué no sabemos la verdadera tasa de letalidad del covid-19?
Covid-19

¿Por qué no sabemos la verdadera tasa de letalidad del covid-19?

Fotografía: Pixabay

Las características de cada región pueden influir en la tasa de letalidad que presentan

  • MELISSA SIERRA
  • 21/04/2020
  • 15:46 hrs.

La pandemia de covid-19 ha provocado una crisis sanitaria mundial sin precedentes que activó las alertas de los sistemas de salud alrededor del mundo. Hasta ahora el número de contagios ya ha rebasado las dos millones de personas, con más de 175 mil víctimas por coronavirus.

Ante este panorama diversos investigadores se han centrado en calcular y pronosticar la tasa de letalidad de la enfermedad, vital para conocer el impacto epidemiológico y social del coronavirus.

La tasa de letalidad se entiende como el porcentaje de muertes respecto al número de personas contagiadas con una enfermedad, en un tiempo y lugar determinados. La cual puede ayudar a pronosticar qué tan mortal puede ser una enfermedad, en este caso la covid-19.

Sin embargo, los especialistas han planteado que en medio de la pandemia puede resultar imposible obtener un cálculo real de la tasa de letalidad mundial, pues ésta depende del dato concreto de cuántas personas se han contagiado con covid-19, el cual permanece sesgado debido a la falta de pruebas realizadas para la detección del coronavirus.

Hasta ahora la tasa de letalidad por coronavirus en el mundo se estima en 6.8%, de acuerdo con los informes internacionales de casos y muertes confirmadas por covid-19. Pero este porcentaje varía significativamente entre cada país, incluso, entre cada ciudad de una misma región.

En Estados Unidos, el país con más casos confirmados de coronavirus, la tasa de letalidad se calcula en 5.4%, mientras que en España, el segundo país más afectado es de 10.4%. En México esta tasa es de alrededor de 8.1%, y en Corea del Sur, uno de los países con medidas de mitigación del virus más efectivas, la tasa de letalidad es del 2.2%. Por otro lado, aunque Bélgica no es uno de los países más afectados, su tasa de letalidad es una de las más altas con 14.4% que se atribuye a la transparencia de sus datos.

Incluso dentro de un país la tasa de letalidad puede variar dentro de los distintos estados, ejemplo de ello es Estados Unidos, donde la tasa de letalidad en Nueva York es aproximadamente dos veces mayor que la de Los Ángeles; en México la tasa de letalidad en la Ciudad de México es de 7.7%, mientras que en Chihuahua se calcula en 23.3%.

También lee: Aún sin síntomas respiratorios puede faltar oxígeno en casos de covid

¿Por qué no se puede determinar la tasa de letalidad?

De acuerdo con distintos especialistas, el sesgo de información sobre el número de casos real por covid-19 no permite dar una estimación real de la tasa de letalidad de esta enfermedad. 

El número de muertes por coronavirus puede ser rastreable debido a los protocolos de identificación de víctimas por coronavirus implementados en los distintos países, sin embargo, este dato puede presentar un sesgo debido a la cantidad de muertes en casa que no son reconocidas como defunciones por covid-19.

Por otro lado, el cálculo de personas contagiadas que se conoce actualmente puede estar muy alejado de la realidad, indicó a The New York Times Ali H. Mokdad, profesor de ciencias de métricas de salud en el Instituto de Métricas y Evaluación de Salud de Estados Unidos.

La falta de pruebas para identificar covid-19 es la principal razón por la que no se conoce el dato real de cuántas personas se han contagiado de la enfermedad. Esta imprecisión en el diagnóstico tiene diferentes causas, de acuerdo con los especialistas.

El sesgo de pruebas es una de estas causas, pues la mayoría de los países han tenido una cobertura mínima para la detección de casos entre su población. Ésta ha sido causada por la falta de insumos y por la saturación de los sistemas de salud mundiales.

Además, debido al crecimiento exponencial de la pandemia, se ha mostrado un "sesgo de gravedad", en el que la atención de casos sospechosos de coronavirus se hace únicamente cuando se presentan síntomas graves de la enfermedad. Este sesgo también es provocado porque los pacientes con síntomas leves no recurren a las unidades médicas.

Debido a ello, la mayoría de las naciones aplican la prueba de covid-19 sólo en pacientes que, además de mostrar los síntomas, cumplen requisitos como el haber estado en contacto con un caso sospechoso de coronavirus.

Así mismo, diferentes investigaciones han puntualizado que un gran número de personas contagiadas con coronavirus no presentan síntomas, lo que provoca que no soliciten una prueba de coronavirus. Los pacientes asintomáticos no sólo son un fuerte foco de infección, sino que son un vacío en las estadísticas que determinan la tasa de letalidad.

Ejemplo de ello es Islandia, uno de los países con mayor cobertura de pruebas de covid-19 en su territorio, al haber analizado a casi el 6% de su población. Del total de casos contagiados en ese país, cerca del 43% no presentó ningún síntoma.

Factores que influyen en la tasa de letalidad

Hasta ahora, y de acuerdo con distintas investigaciones, no se ha encontrado que el coronavirus SARS-CoV-2 causante de la covid-19 sufra mutaciones que lo vuelvan más severo en algunas regiones del mundo, por lo que las variaciones en las tasas de letalidad pueden depender de las características sociales de cada región.

Entre algunas de estas características se encuentran las condiciones en las que se dieron los primeros brotes, pues en países donde el contagio llegó en las primeras etapas de la epidemia, las medidas de prevención y mitigación de la enfermedad se implantaron cuando el número de contagios ya era crítico.

También lee: Aprueban primera prueba casera de covid con muestra nasal

Por otro lado algunos países implementaron políticas de salud pública como el distanciamiento social y las precauciones de higiene durante la aparición de los primeros contagios, lo que permitió que estas naciones contuvieran con mayor efectividad la pandemia.

Entre otras de las razones que pueden variar la tasa de letalidad está la densidad de población, pues se ha demostrado que las ciudades con mayor número de habitantes tienden a mostrar un mayor número de casos positivos por covid-19. 

Así mismo la edad promedio de los habitantes, así como la incidencia de enfermedades crónicas influyen en la prevalencia del coronavirus, por lo que países como Italia que tiene una población de mayor edad, fue uno de los países más afectados.


publicidad

publicidad

publicidad