publicidad

Otros

Identifica qué tipo de dolor sientes

Toda enfermedad manifiesta dolor, mecanismo de defensa que indica malestar; identifica el tipo, ya que el neuropático altera tu calidad de vida.

  • 19/09/2012
  • 12:51 hrs.

Como mecanismo de defensa se manifiesta la dolencia ante cualquier alteración de nuestra salud, ya sea un pequeño golpe, o una lesión mayor, de manera que acudir con el médico es por lo general la solución. Pero cuando la sensación dolorosa es persistente y no se encuentra razón aparente al grado de volverse crónica ¿Cuál es el diagnostico?

A lo que el Rubén Orratia Gradín (*) médico adscrito al hospital de infectología, centro Médico La Raza, comento, cuando el dolor se vuelve crónico y no disminuye ante los analgésicos de uso común es importante revisar si se trata de Dolor Neuropático.

Esto debido a que el dolor Neuropático a diferencial del dolor Nociceptivo (que es el que sentimos comúnmente) es causado por una lesión primaria o un mal funcionamiento del sistema nervioso. 

Padecimiento ligado en pacientes con lumbalgia en un 35%, con neuropatía diabética en 30%, por herpes zóster en 10% y un 6% por traumatismo o accidentes. Ya que cualquier lesión del sistema nerviosos puede originarlo, incluso factores externos que lo alteren, como la toma de retrovirales en pacientes con VIH o personas que se han sometido a quimioterapia.

Identificable por las sensaciones que genera, por ejemplo, sentir cuchilladas punzantes; frio intenso en alguna parte del cuerpo; opresión en algunas áreas de molestia; hormigueo y choques eléctricos dolorosos. 

Asimismo el especialista comenta que en casos severos, se puede genera respuestas dolorosas excesivas hacia cosa comunes como el roce de las sábanas y que los síntoma a menudo son peores por la noche.

Lo cual causa en quien lo padece y no es tratado a tiempo problemas de angustia, inseguridad e incluso suicidio, ya que al no sentirse con la energía necesaria para poder sobrellevar el dolor y la constante incertidumbre del siguiente episodio, se merma la calidad de vida, ya que se trata de una enfermedad crónica (se puede controlar con tratamiento pero no se puede curar).

En este sentido que sea diversas sus causales y las partes del cuerpo donde se manifesten, por lo que la Red Internacional del Dolor Neuropático, las clasifica en:

  • Neuropatías periféricas dolorosas: Una complicación de la diabetes que afecta el tejido nervioso. 
  • Neuralgia postherpética: Puede ser continúo o no, en la zona de la erupción del herpes zoster. 
  • Neuralgia del trigémino: Afecta al nervio trigémino (uno de los nervios más largos de la cabeza) y causa ardor extremo, esporádico y súbito o dolor facial tipo shock.
  • Neuropatías por compresión: Como el síndrome del túnel carpiano (dolor en la mano y la muñeca) y puede ser generado por el uso excesivo del mouse.
  • Dolor del miembro fantasma: Se origina de una zona de un miembro amputado. 
  • Esclerosis múltiple: dolor en varios lugares de los miembros inferiores y superiores. 
  • Dolor posterior a un accidente cerebrovascular. 
  • Dolor neuropático inducido por fármacos: Asociadas al virus de inmunodeficiencia humano, ya que hasta el 50 % de las personas infectadas por VIH padecen neuropatía periférica durante el transcurso de sus vidas. 
  • Dolor neuropático relacionado con el cáncer: inducido por los tumores cancerígenos o la quimioterapia.

Por lo qué, ante este panorama Orratia Gradín recomienda, al asistir con un médico debe indicársele con lujo de detalle las molestias, esto debido a que no existe un especialista para diagnosticar específicamente el dolor Neúropatico, por lo que si siente un dolor “punzante” y “electrizante”, debería comentarle a su médico que considere hacerle pruebas de umbrales de dolor para descartar o afirmar el diagnostico de dolor neuropático.

(*)Rubén Orratia Gradín

Médico adscrito al hospital de infectología, centro Médico La Raza

Email: rube.orratia@pfizer.com.

publicidad

publicidad

publicidad