publicidad

Corazón

Corazón joven, capaz de generar nuevas células

Animales de corta edad regeneran su músculo cardíaco mediante el uso de mecanismos de división de las células.

  • 13/01/2013
  • 11:53 hrs.

Hace unos días, un estudio con ratones dio como resultado que es posible reducir las cicatrices vasculares provocadas por un infarto gracias a el uso de células madre sanguíneas de un cordón umbilical humano. Esto fue dado a conocer por Santi Roura, investigador del Instituto de Investigación en Ciencias de la Salud del Hospital de Can Ruti de Badalona, al noreste de España.

Y es que, según el especialista, este descubrimiento permitiría tratar de mejor manera algunas “enfermedades humanas en las que existe un déficit vascular a recuperar”.

Ahora, una nueva investigación revela que el músculo cardíaco de los niños es capaz de generar nuevas células, esto según un estudio publicado en PNAS, y cuyos resultados ayudarían a los científicos a estimular la producción de nuevas células para reparar corazones dañados.

Para llevar a cabo la investigación, Bernhard Kühn, del Departamento de Cardiología del Hospital Infantil de Boston, Estados Unidos y su equipo analizaron muestras de corazones humanos sanos, pertenecientes a personas de entre 0 y 59 años. Así, observaron que estos corazones seguían dividiéndose después del parto, aumentando significativamente las células del corazón. La regeneración se redujo después de la infancia, se elevó algo en la adolescencia, y continuó hasta alrededor de los 20 años.
 
División celular
«Durante más de 100 años, la gente ha estado debatiendo si las células musculares del corazón se generan después del nacimiento o si simplemente se hacen más grandes», ha señalado Kühn, quien ha destacado que los recientes informes sobre la regeneración miocárdica en ratones y peces cebra sugieren que algunos animales jóvenes regeneran su músculo cardíaco mediante el uso de mecanismos de división de las células musculares.
 
El estudio sugiere que la proliferación de cardiomiocitos anormal puede estar implicada en las enfermedades del músculo cardíaco (miocardiopatías) que afectan a los seres humanos jóvenes, y que la proliferación de cardiomiocitos podría ser estimulada en los seres humanos jóvenes para el tratamiento de la insuficiencia cardíaca. Los resultados, según Kuhn, ayudan a crear un «plan celular para que el corazón humano crezca después del nacimiento». Por ejemplo, el uso de este modelo podría ayudar a tratar la insuficiencia cardiaca en los niños.(Con información de abc.es)

 

publicidad

publicidad

publicidad