publicidad

¿Puedo tener un embarazo con cáncer de mama?
Cáncer de la mujer

¿Puedo tener un embarazo con cáncer de mama?

El embarazo con cáncer de mama o después de padecerlo sí es posible, pero es necesario seguir algunas recomendaciones

  • SUSANA CARRASCO MERINO
  • 18/10/2019
  • 17:34 hrs.

Los tratamientos de cáncer de mama suelen ser agresivos, por lo que cuando la enfermedad afecta a las mujeres jóvenes muchas se preguntan si es posible tener un embarazo con cáncer de mama o después de terminar el tratamiento.

Si tú también te lo has preguntado a continuación te decimos lo que opinan los expertos, en el marco del Día Mundial de la lucha contra el Cáncer de Mama.

Embarazo con cáncer de mama

La American Cancer Society (ACS) señala que el cáncer de mama en las mujeres jóvenes o que no han tenido hijos podría afectar su capacidad para tener hijos.

Muchas mujeres pueden quedar embarazadas después del tratamiento de cáncer de seno o incluso, pueden detectar la enfermedad durante la gestación.

Sin embargo, algunos tratamientos para el cáncer de mama pueden hacer más difícil quedar embarazada, por lo que si planeas tener hijos en el futuro, el mejor momento para hablar con el médico sobre el tema es antes de comenzar los tratamientos.

La quimioterapia para el cáncer de seno puede dañar los ovarios, lo que deriva en infertilidad inmediata o posterior. Aun así, es posible tener un embarazo después del tratamiento, siempre y cuando un especialista supervise el proceso.

La ACS recomienda que las sobrevivientes de cáncer de mama esperen al menos dos años después de finalizar su tratamiento para intentar quedar embarazada, ya que ese tiempo es ideal para encontrar cualquier posible regreso del cáncer que pudiera afectar.

En algunos casos, el cáncer de mama puede detectarse por primera vez en el embarazo, lo que implica otros riesgos.

Al respecto, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) recomienda a mujeres en gestación, autoexplorar sus senos y acudir al médico para recibir atención especializada; en caso de presentar alguna anomalía realizar estudios y biopsias a fin de actuar con rapidez y precisión para evitar complicaciones.

TAMBIÉN LEE: ¿Qué es el cáncer de mama metastásico? 

En este sentido, el Dr. Miguel López Valle, cirujano oncológico de la UMAE Hospital de Gineco Obstetricia No. 4 "Luis Castelazo Ayala", señala que el cáncer de mama en el embarazo es un evento poco frecuente, sucede en aproximadamente uno de cada tres mil embarazos y la mejor manera de evitar daños es el diagnóstico temprano.

López Valle explica que el embarazo suele provocar cambios mamarios como congestión, crecimiento y alteraciones en el pezón y la areola, lo cual puede hacer difícil la detección del tumor.

¿Cómo se trata un embarazo con cáncer?

El Dr. López señala que los médicos del IMSS tratan a las pacientes embarazadas con cáncer de mama tomando en cuenta el tipo y características del tumor, la salud en general de la mujer, las semanas de embarazo y el estado del feto.

En general puede decirse con seguridad que el tumor mamario no se disemina hacia el bebé, sin embargo, su vida corre riesgo en cuanto afecta la salud materna y excepcionalmente la función de la placenta.

Por su parte, el Dr. Mainero Ratchelous, médico oncólogo menciona que los tratamientos que se otorgan incluyen cirugía, radioterapia y medicamentos; la aplicación de éstos depende de un estudio cuidadoso de los beneficios y de los riesgos.

En algunos casos se puede realizar una cirugía para extirpar el tumor mamario completo, conservando y reparando el resto de la glándula mamaria.

En esta situación se requerirá radioterapia complementaria a la mama, la cual se administra posterior al nacimiento del bebé.

"No es seguro para el bebé la administración de tratamiento con radiaciones durante el embarazo", subraya el especialista del IMSS.

Los expertos añaden que las mujeres embarazadas que tienen cáncer de mama y están en tratamiento, requerirán asesoría para decidir sobre la manera y el tiempo de lactancia.

¿Puedo amamantar después del cáncer?

Si te sometiste a una cirugía de seno, a radiación o a ambas, es posible que tengas problemas para amamantar con el seno que fue tratado.

Estudios señalan que los tratamientos de cáncer pueden causar una reducción en la producción de leche, así como cambios estructurales que pueden derivar en dolor o dificultades para que el bebé pueda lactar correctamente.

En caso de que sigas tomando terapia hormonal, debes consultar con el médico antes de amamantar a tu bebé, porque algunos medicamentos llegan hasta la leche materna y afectan al pequeño.

Ante cualquier duda, siempre consulta al experto y sé paciente, el cáncer de mama no es impedimento para disfrutar de la maternidad.

SIGUE LEYENDO: Señales de cáncer de mama en mujeres jóvenes 


publicidad

publicidad

publicidad