publicidad

Células cancerosas podrían evadir la quimioterapia: estudio
Tipos

Células cancerosas podrían evadir la quimioterapia: estudio

cuando las células cancerosas se encuentran bajo amenaza tienen la capacidad de “dormitar” hasta que la amenaza sea eliminada.

Uno de los riesgos de tener cáncer es que las células cancerosas podrían aprovechar un antiguo mecanismo de supervivencia evolutiva para sobrevivir a los efectos de la quimioterapia.

De acuerdo con un estudio realizado por elementos del University Health Network, cuando las células cancerosas se encuentran bajo amenaza tienen la capacidad de “dormitar” o “hibernar” hasta que el peligro o la quimioterapia sean eliminados.

Evolución de las células cancerosas, uno de los riesgos de tener cáncer

Los resultados de la investigación fueron publicados el 7 de enero en el journal Cell y los autores dicen que se trata del primer estudio que identifica este comportamiento por parte de las células cancerígenas.

En el artículo original se puede leer que el estado de persistencia tolerante a fármacos (la hibernación), también conocido como DTP, es un factor importante del fracaso de la terapia y de que las personas recaigan del tumor.

La doctora y profesora asociada en el Departamento de Cirugía de la Universidad de Toronto, Catherine O'Brien, explica que el tumor “actúa como un organismo completo, capaz de entrar en un estado de división lenta, conservando energía para ayudarlo a sobrevivir”.

“Existen ejemplos de animales que entran en un estado reversible y de división lenta para resistir entornos hostiles. Parece que las células cancerosas han cooptado astutamente este mismo estado para su beneficio de supervivencia”, indicó O’Brien para el sitio del University Health Network.

Dicho comportamiento adquirido por las células se llama “autofagia”, lo que quiere decir que las células consumen sus propias proteínas para sobrevivir, detallan los especialistas.

Uno de los riesgos de tener cáncer, además de los ya conocidos problemas de salud derivados de esta condición, sería que los tratamientos no funcionen como deberían debido a que las células cancerosas se encuentran en ese estado.

Esto lo pudieron ver usando células de cáncer colorrectal y tratándolas con quimioterapia en una placa de Petri. Las células dejaron de expandirse, pero se indujeron en un estado de división lenta, requiriendo poca nutrición para sobrevivir y mientras la quimioterapia permaneció en la placa, las células cancerosas se quedaron en ese estado.

“Dentro de este estado, el desarrollo del embrión se detiene, hay un metabolismo muy reducido y una división celular mínima. Cuando el entorno mejora, el embrión puede continuar con su desarrollo normal, sin efectos adversos sobre el embarazo”, apunta esta institución canadiense afiliada a la Universidad de Toronto.

Sí, es uno de los riesgos de tener cáncer, pero no todo está perdido…

Consternada por dicho comportamiento de las células cancerosas, la doctora O’Brien decidió probar una molécula que inhibe la autofagia y las células cancerosas no pudieron sobrevivir.

“Necesitamos apuntar a las células cancerosas antes de que adquieran las mutaciones genéticas que impulsan la resistencia a los medicamentos y mientras se encuentran en este estado vulnerable de ciclo lento. Esto nos da una oportunidad terapéutica que es única”, concluyó O’Brien.

(Con información de University Health Network)


publicidad

publicidad

publicidad