publicidad

5 tipos de cáncer que provoca el tabaquismo
Tipos

5 tipos de cáncer que provoca el tabaquismo

Además del cáncer pulmonar, estos son cinco padecimientos oncológicos provocados por fumar

  • MELISSA SIERRA
  • 11/05/2020
  • 18:54 hrs.

El tabaquismo es uno de los hábitos más nocivos para la salud debido a las complicaciones médicas que puede provocar, pues también es uno de los principales factores de riesgo para el desarrollo de cáncer.

El humo que genera un cigarro contiene alrededor de 250 sustancias químicas peligrosas para el organismo, de las cuales, 50 de ellas son consideradas cancerígenas, por ello que el consumo de tabaco representa un hábito riesgoso para el desarrollo de cáncer.

Aunque el cáncer de pulmón es el principal tipo de cáncer que tiene al tabaquismo como un factor de riesgo, no es el único que puede presentar una persona fumadora, pues existen otros padecimientos oncológicos cuyo desarrollo puede ser propiciado por el humo del cigarro.

Es importante recalcar que el tabaquismo no sólo afecta a la persona que fuma, pues en muchas ocasiones también puede provocar que fumadores pasivos, que generalmente son amigos o familiares de los fumadores, desarrollen un padecimiento oncológico.

Estos son cinco tipos de cáncer provocados por el tabaquismo:

1. Cáncer de boca

La boca es una de las zonas más afectadas por el tabaquismo debido a que entra en contacto directo con las sustancias cancerígenas. Además, un artículo de la Universidad Veracruzana indica que la nicotina, principal sustancia presente en los cigarros, disminuye la capacidad de cicatrización de este tejido, por lo que aumenta el riesgo de desarrollo de tumores en el área.

2. Cáncer de cabeza y cuello

De acuerdo con la Sociedad Americana del Cáncer, el tabaquismo es el principal factor de riesgo para desarrollar cáncer de cabeza y cuello. Este riesgo aumenta conforme sea la cantidad de consumo de tabaco, además de que puede afectar a fumadores pasivos cuya exposición al humo del cigarro sea prolongada.

Este riesgo aumenta en las personas que además de fumar consumen bebidas alcohólicas, multiplicando el riesgo en comparación con las personas que no practican ninguno de los dos hábitos.

También lee: Tener glóbulos rojos pequeños podría ser un indicador de cáncer

3. Cáncer de esófago

El esófago también tiene un contacto cercano con las toxinas del cigarro, por lo que una persona que fuma diariamente tiene el doble de probabilidades de padecer adenocarcinoma de esófago en comparación con una persona no fumadora.

Este hábito también puede influir en el desarrollo de cáncer de esófago de células escamosas, incluso en mayor porcentaje que el cáncer de esófago antes mencionado.

4. Cáncer de estómago

Este tipo de cáncer es uno de los más comunes entre las personas fumadoras, y suele desarrollarse en la parte alta del estómago, cerca del esófago, pues es el área que tiene mayor contacto con las sustancias nocivas del cigarro.

La tasa de cáncer de estómago es alrededor del doble para los fumadores que para los no fumadores.

También lee: Descubren gen que potencializa el cáncer de pulmón

5. Cáncer de cuello uterino

Aunque la principal causa del también conocido como cáncer cervical es el virus del papiloma humano (VPH), el tabaquismo es uno de los principales factores de riesgo que intervienen en el desarrollo de este padecimiento oncológico.

Este aumento en el riesgo puede ser provocado porque las mujeres fumadoras tienen mayor probabilidad de desarrollar lesiones causadas por el VPH, lo que puede estimular la aparición del cáncer cervicouterino.


publicidad

publicidad

publicidad