publicidad

¿Poca sensibilidad sexual? Podría ser síndrome de relajación vaginal
De Mujeres

¿Poca sensibilidad sexual? Podría ser síndrome de relajación vaginal

El síndrome de relajación vaginal es común después del parto. Foto: Pexels

Algunas mujeres creen que tienen la vagina amplia, pero en realidad sufren de síndrome de relajación vaginal

  • SUSANA CARRASCO
  • 13/07/2020
  • 15:47 hrs.

¿Tienes la sensación de que perdiste sensibilidad durante las relaciones? Podría tratarse de síndrome de relajación vaginal o hiperlaxitud vaginal, un problema que puede causar insatisfacción sexual y que es responsable de la idea de que existe una "vagina amplia" en algunas mujeres.

Aunque puede afectar de manera muy negativa las sensaciones en la intimidad, afortunadamente tiene solución y aunque pocas mujeres hablan al respecto por vergüenza, la realidad es que puede ser muy común.

El síndrome de relajación vaginal surge cuando el canal vaginal pierde su tono y elasticidad, ampliando su diámetro y perdiendo su estructura original, lo que hace que no sea posible "abrazar al pene" durante las relaciones sexuales, disminuyendo así la sensibilidad para ambos miembros de la pareja.

Síndrome de relajación vaginal

De acuerdo a Infosalus, el síndrome de relajación vaginal, conocido también como hiperlaxitud vaginal, es una alteración del sostén de la vagina que surge como consecuencia de los partos, la obesidad, los cambios hormonales y el envejecimiento natural del cuerpo femenino. Derivado de este problema, la mujer sufre una ausencia de placer sexual e incluso, pérdida involuntaria de orina (incontinencia).

En términos generales, este síndrome se traduce como una marcada pérdida de sensibilidad a la penetración durante el sexo, anulando las sensaciones asociadas al coito tanto pata la mujer, como para su pareja sexual, lo que comúnmente se identifica como un problema de vagina amplia o vagina grande que no logra abrazar al pene satisfactoriamente, según Webconsultas.

Las consecuencias de sufrir este trastorno pueden ir más allá del ámbito sexual, pues hay mujeres que presentan otros síntomas como la incontinencia urinaria y un descenso de la vejiga o del recto a través de las paredes vaginales, pues en algunos casos, es el escalón previo al prolapso genital. El autoestima y la sensualidad también pueden verse seriamente afectados, pues se cree que hay algo malo que les impide volver a complacer a su pareja.

¿Cuáles son las causas más comunes?

La también llamada "vagina amplia" se produce generalmente cuando los partos vaginales ocurren, ya que la parte de la entrada de la vagina se abre más de lo normal y existe un deterioro del entramado del colágeno de su mucosa, especialmente si se da a luz a un bebé muy grande.

TAMBIÉN LEE: ¿Qué significa el olor a pescado en la zona íntima? 

Sin embargo, se ha detectado que desde el embarazo puede empezar a trazarse el camino para desarrollar síndrome de relajación vaginal, pues hay un fuerte impacto muscular al soportar el peso del bebé. De igual manera, el efecto de relajación causado por la cantidad de hormonas como la progesterona o la relaxina, pueden ampliar la vagina.

Otras causas de la hiperlaxitud vaginal pueden relacionarse directamente con la menopausia, pues hay una caída importante en los niveles de estrógenos, además de que es más probable empezar a desarrollar obesidad, sobrepeso y otras enfermedades que deterioren la producción del colágeno presente en el conducto vaginal.

Tratamientos

Acerca de los tratamientos, la doctora Gema García Gálvez, coordinadora de la unidad de suelo pélvico del Hospital Quirón de Madrid, señala que ante cualquier síntoma del síndrome de relajación vaginal se debe acudir de inmediato con el ginecólogo, aunque lo ideal es hacerlo a partir de los cuatro a seis meses de haber dado a luz. De igual manera, la experta recomienda realizar a diario ejercicios para tonificar el suelo pélvico, pues mejoran la respuesta sexual y previenen otras complicaciones como la incontinencia urinaria.

Actualmente, existen varias terapias para resolver la "vagina amplia", tales como el tensado vaginal asistido por láser que ayuda a lograr la regeneración y el retensado del colágeno a lo largo de todo el conducto vaginal. También mejora la sensación de roce durante las relaciones sexuales porque la mucosa se engrosa y aumenta la presión intravaginal.

Otra opción es la radiofrecuencia vestibular, un sistema que mejora el tensado del colágeno en esta zona, lo que da como resultado una mejora en la estimulación del clítoris y una mayor excitación durante la intimidad. Los resultados pueden percibirse a partir de los tres meses de iniciar el tratamiento.

Sea cual sea la razón por la que surge el síndrome de relajación vaginal, es fundamental que la mujer lo atienda, pues en muchos casos, la vergüenza impide que busquen ayuda, empeorando las complicaciones.

SIGUE LEYENDO: ¿Qué significa el exceso de vello en las mujeres? 



publicidad

publicidad

publicidad