publicidad

Papilomatosis, afección vaginal que se confunde con verrugas
De Mujeres

Papilomatosis, afección vaginal que se confunde con verrugas

La papilomatosis vestibular o vulvar es una afección benigna. Foto: Pexels

La papilomatosis vestibular o vulvar causa pequeñas protuberancias rosas en los labios vaginales que suelen confundirse con verrugas genitales

  • SUSANA CARRASCO
  • 10/08/2020
  • 13:09 hrs.

¿Habías escuchado antes de la papilomatosis vestibular? Se trata de una afección vaginal muy común, sin embargo, no todos la conocen, incluso los médicos suelen confundirla con otros problemas como las verrugas genitales debido a que causa la aparición de pequeños bultos en la zona íntima.

Sin embargo, existen algunas características muy específicas de este problema de la vagina que hacen posible diferenciarlo de las verrugas y que tanto expertos como mujeres deben conocer a fondo.

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) señala en su guía de Abordaje diagnóstico de los desórdenes benignos de la vulva, que la papilomatosis vestibular o vulvar, es una de las variaciones anatómicas más comunes, por lo que toda mujer debe estar al tanto de las manifestaciones que lo alertan.

Papilomatosis vestibular o vulvar

La papilomatosis vestibular se caracteriza por crecimientos pequeños, del color de la piel de la vulva en la mujer (parte externa de la vagina), que incluso, pueden verse algo brillantes. Los crecimientos de estos bultos o papilas, ocurren comúnmente en forma de una línea o como parches simétricos en los labios vaginales menores. También pueden ocurrir en el vestíbulo, que es la abertura de la vagina rodeada por los labios menores.

TAMBIÉN LEE: Coágulos en la menstruación, ¿qué significan y cuándo preocuparse? 

Los bultos o papilas causados por esta afección vaginal, pueden ser redondos y lisos o ser más como proyecciones en forma de dedos. Pueden llegar a medir entre 1 y 2 milímetros de diámetro, crecen lentamente y no son sensibles, por lo que, en muchos casos, las mujeres no se dan cuenta que los tienen hasta que se realizan una revisión de rutina.

Uno de los errores más comunes es confundirlos con verrugas genitales, ya que a primera vista, pueden ser similares, pero de acuerdo con Healthline, la papilomatosis vestibular es algo normal, no una anomalía o enfermedad y no es viral, por lo que tampoco puede contagiarse o transmitirse por medio de las relaciones sexuales.

Diferencias entre papilomatosis y verrugas genitales

Es importante saber que a diferencia de las verrugas genitales, la papilomatosis vestibular o vulvar no es una Enfermedad de Transmisión Sexual (ETS) y no se pueden contagiar o transmitir a otra persona. Por ello, debemos tomar en cuenta todas las diferencias que hay entre ambos padecimientos.

La papilomatosis causa bultos pequeños, que crecen en línea y son simétricos, creciendo únicamente en los labios menores, mientras que las verrugas suelen esparcirse por la zona genital al azar, ya sea en la parte externa o interna de la vagina. Otra de las diferencias es que las papilas son rosas y brillantes, con una forma similar a la de un dedo pequeño y las verrugas genitales pueden ser de una variedad de colores, con una forma principalmente de coliflor.

La base de cada una de las papilas está separada de las demás, mientras que las bases de las verrugas, están todas conectadas entre sí. No obstante, una de las diferencias principales es que la papilomatosis se diagnostica fácilmente porque en las revisiones de rutina con el ginecólogo, no cambia de color cuando se expone al ácido acético, las verrugas genitales, en cambio, se vuelven blancas en cuanto se expone a este líquido que los médicos suelen utilizar en los chequeos.

Diagnóstico y tratamiento

La mayoría de las mujeres no presentan síntomas de papilomatosis vestibular o vulvar, no hay ningún dolor o molestia, por lo que, en muchos casos, no saben que lo están padeciendo. La forma más efectiva de diagnosticarlo es mediante una revisión física de rutina con el ginecólogo, aunque en algunos casos, puede causar un poco de comezón e irritación. Revisar la zona íntima con un espejo también permite detectar no solo la papilomatosis, sino cualquier tipo de protuberancias en la vulva.

Es importante destacar que una condición llamada vestibulitis vulvar puede presentarse al mismo tiempo que la papilomatosis vestibular o vulvar, causando picazón y dolor alrededor de la abertura vaginal, ya sea leve o severo y siendo más notorio durante las relaciones sexuales o cuando se toca directamente la zona. También puede causar enrojecimiento de los labios vaginales menores.

En cuanto al tratamiento de la papilomatosis, son lesiones benignas y que se consideran normales, por lo que no necesitan un procedimiento específico para eliminarlas. El único problema es que si se confunden con verrugas genitales, pueden hacerse pruebas y tratamientos innecesarios que generan preocupaciones, gastos y hasta otras lesiones. Si los bultos causados por papilomatosis causan dolor o incomodidad en el sexo, el médico puede eliminarlas con un procedimiento simple, aunque en muchos casos, vuelven a aparecer. Sin embargo no hay nada de qué preocuparse al ser diagnosticada con papilomatosis, pues es algo benigno y no contagioso. 

SIGUE LEYENDO: 5 señales que indican que eres una mujer muy fértil 



publicidad

publicidad

publicidad