publicidad

Las últimas cenas de los asesinos seriales
Emociones

Las últimas cenas de los asesinos seriales

Así lucieron los platos de los asesinos seriales más peligrosos. En México, la pena de muerte no es legal.

  • INGRID SILVA
  • 09/10/2019
  • 14:03 hrs.

De acuerdo con la Biblioteca Virtual en Salud (BVS), los asesinos seriales son personas que matan por lo menos en tres ocasiones con un intervalo entre cada asesinato. Los asesinos en serie están motivados por distintos factores o causas, entre ellas, ansias de poder, impulsos psicológicos y compulsión sexual.

También se presentan sentimientos de inutilidad, inadaptabilidad, humillación, burla, y abusos en la etapa de infancia.

Al respecto, el Médico Psiquiatra, Alfredo Sosa Velásquez indica que cada individuo es susceptible a la agresividad, sin embargo, puede ser modulada por ciertos rasgos de la personalidad que activan zonas cerebrales específicas como el sistema límbico y la corteza cerebral.


Te recomendamos: Tratamiento para piedras en riñón, similar al viagra

La pena de muerte es legal en muchos países, por ejemplo en Estados Unidos, India, Japón, Afganistán, China, entre otros.

En México, con datos de la Secretaría de Gobernación (Segob), la pena de muerte no es legal; no existe.

Al respecto, los condenados a muerte, por distintos medios tiene como derecho, pedir una última cena, que se adapte a su presupuesto máximo.En sumédico.com te presentamos algunas de las últimas cenas de asesinos condenados a muerte.

La última cena de los asesinos seriales

1. Ted Bundy. El sentenciado por necrofilia, violación y responsable de más de 35 años, fue condenado a la silla eléctrica.

Bundy rechazó tener una comida especial antes de su muerte, por lo que recibió la comida normal de la cárcel:

huevo, un corte de carne, papas fritas, pan con mantequilla y mermelada, acompañado con leche.



2. John Waybe Gacy. El llamado "payaso asesino" fue condenado a la inyección letal por cometer 33 homicidios y violación.

Antes de su muerte lo siguiente: una cubeta de pollo de Kentucky Fried Chicken, camarones fritos, papas fritas y fresas.



3. Teresa Lewis.  La mujer condenada a la inyección letal por los delitos de homicidio y conspiración, pidió como última comida, pollo frito, chícharos con mantequilla y como postre pay de manzana.


4. Stephen Anderson. Los delitos de robo, agresión y 7 homicidios comprobados, lo llevaron a ser sentenciado a la inyección letal, Anderson pidió como última comida 2 panes tostados con queso rábanos y granos de maíz, leche con cereal y una rebanada de tarta de manzana con helado de chispas de chocolate.


5. Timothy McVeigh. Condenado a la inyección letal por ser responsable de 168 homicidios, sólo pidió un vaso con helado de menta y chispas de chocolate.



¿Extraño? Uno más: el asesino y violador Jackie Barron, fue ejecutado mediante la inyección letal y su última cena consistió en 2 refrescos de cola, una cebolla cruda y un paquete de chicles mentolados.

¿Prohibido el alcohol?


El alcohol no está permitido y los condenados a muerte pueden presentar solicitud para que su menú sea preparado: la comida preparada es llevada a las celdas, horas antes de la muerte.

La más común. En Estados Unidos, se dice que la petición más común es carne o pollo frito, hamburguesa con queso y papas fritas; como postre, los helados.



También te sugerimos: Lavar platos mejora la salud y podría alargar la vida

¿Qué opinas?


publicidad

publicidad

publicidad