publicidad

¿La insulina puede causar adicción?
Vida Sana

¿La insulina puede causar adicción?

¿Es la insulina el último recurso para el tratamiento de la diabetes?

  • Ingrid Consuelo Silva Palma
  • 28/12/2018
  • 15:40 hrs.

¿La insulina puede causar adicción? El uso de insulina es una práctica común en ciertos casos de personas con diabetes mellitus. Actualmente existen diversos tipos de insulina exógena o análogos que se encuentran disponibles para la terapia de reemplazo.





Los distintos tipos de insulina se clasifican de acuerdo con su tiempo de acción o por su efecto máximo o mínimo en el organismo.





De acuerdo con la Asociación Mexicana de Diabetes (AMD), la insulina es una hormona que se produce y se libera por el páncreas y específicamente, en las células beta.





Regular el metabolismo de proteínas, lípidos y carbohidratos es la función principal de la insulina.





Te recomendamos: Colesterol alto heredado causa infartos prematuros





El uso de insulina, ¿causa adicción?





Por lo tanto, es la insulina una hormona que mantiene los niveles de glucosa en sangre en rangos normales, favoreciendo así la entrada de glucosa a las células y su almacenamiento en músculo y tejido adiposo (graso) e inhibir la producción de glucosa en el hígado.





En ese sentido, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), advierte sobre el peligro para la salud de crear y promover mitos sobre el uso de insulina.









Si quieres saber si la insulina causa dependencia o adicción, el IMSS te aclara este y otros mitos sobre el uso de insulina:





1.Causa problemas visuales. No es la insulina, es el diagnóstico y tratamiento tardíos que generan complicaciones.





Este mito se ha fortalecido como consecuencia de que muchas personas desconocen que tienen niveles de glucosa demasiado altos hasta después de algunos años con la enfermedad y al no contar con tratamiento alguno u oportuno las complicaciones se presentan en ojos, extremidades y nervios.





2. Último recurso. Se piensa que el uso de insulina se sugiere por los especialistas en casos de gravedad, sin embargo, en algunos casos este tratamiento puede iniciarse desde el momento en que se hace el diagnóstico de diabetes.









3. Es de origen desconocido. No. La insulina es obtenida a través de levaduras y bacterias que se someten a procesos químicos e ingeniería genética, por lo tanto, su utilización es segura y su origen conocido.





4. Genera adicción. La insulina no ocasiona adicción de ninguna manera. Se trata de un tratamiento que se lleva a cabo en un horario definido por un especialista y en cantidades determinadas también por el mismo.





También te sugerimos: 4 de cada 10 mexicanos con hipertensión y no lo saben





5. Produce descontrol de la glucosa en sangre. Aplicar insulina en exceso o sin la intervención del médico especialista puede conducir a la hipoglucemia.





Sin embargo, la dosis adecuada puede ser calculada por tu médico y evitar complicaciones que afecten tu estilo de vida.





Ahora que conoces los principales mitos sobre el uso de insulina, ¿cuál consideras que es el más peligroso?


publicidad

publicidad

publicidad