publicidad

La falta de sueño aumenta la ira y la frustración
Emociones

La falta de sueño aumenta la ira y la frustración

¿Cuando no duermes te sientes más enojado de lo normal? Esto dice la ciencia sobre la ira y el sueño

  • MELISSA SIERRA
  • 31/08/2020
  • 12:54 hrs.

¿Te sientes enojado cuando no duermes bien? Un reciente estudio demostró que la falta de sueño puede aumentar los sentimientos de ira y frustración, esto como una respuesta a factores estresantes que se intensifican cuando no se duermen las horas adecuadas. 

La investigación publicada en la revista SLEEP, encontró que en los días consecutivos a la falta de sueño se experimentan mayores niveles de ira y frustración, los cuales fueron coincidentes tanto en laboratorio como en la vida cotidiana.

A partir de este estudio se comprobó la relación entre la falta de sueño y una mayor manifestación de ira, por ello, si permaneces varios días con altos niveles de estrés, frustración o ira es probable que no estés durmiendo bien.

También lee: ¿Cómo saber si es tristeza o depresión?

¿Cómo contribuye la falta de sueño a la ira?

Para este estudio se realizaron dos diferentes análisis, uno de ellos incluyó a 202 estudiantes universitarios, quienes registraron sus horas de sueño, los factores estresantes diarios y la ira durante durante un mes.

Además, se realizó un experimento de laboratorio en el que participaron 147 estudiantes, quienes al azar se les asignó si mantendrían sus horas habituales de sueño o se les restringiría en aproximadamente cinco horas durante dos noches, para después exponerlos a constantes ruidos estresantes.

Los datos del primer análisis encontraron que las personas experimentan mayores niveles de enojo y frustración los días después de dormir menos horas de lo habitual. En el caso del análisis experimental, los participantes con un sueño restringido manifestaron mayor ira hacia el ruido que las personas que durmieron con normalidad.

También lee: ¿Por qué me dan ataques de ira constantemente?

"Los resultados son importantes porque proporcionan una fuerte evidencia causal de que la restricción del sueño aumenta la ira y la frustración con el tiempo".

¿Cuáles son las implicaciones del estudio?

De acuerdo con los autores de la investigación, los resultados resaltan la importancia de dormir bien para el bienestar emocional de una persona, pues pocas horas de sueño están relacionadas con mayores niveles de ira, estrés y frustración.

De igual forma, las personas que dormían una cantidad de horas adecuadas tenían una mayor capacidad de adaptarse a factores estresantes, lo que podría traducirse en una mejor respuesta a ruidos estresantes.

"Los resultados del estudio sugieren que tales efectos se traducen en la vida cotidiana, ya que los adultos jóvenes informaron más enojo por la tarde en los días en que durmieron menos".

A partir de ello se recuerda la importancia de atender cualquier trastorno del sueño, pues no dormir bien afecta considerablemente la vida de una persona. En caso de dudas acerca de los hábitos del sueño, se recomienda acudir con un especialista.


publicidad

publicidad

publicidad