publicidad

Encías retraídas, una posible consecuencia de usar brackets
Vida Sana

Encías retraídas, una posible consecuencia de usar brackets

Las encías retraídas por usar brackets ocurren cuando hay una enfermedad periodontal. Foto: WIKIMEDIA

Los expertos advierten que solo en algunos casos el uso de brackets puede causar encías retraídas o recesión gingival

  • SUSANA CARRASCO
  • 06/11/2020
  • 12:02 hrs.

Usar brackets u ortodoncia, es muy común entre los adolescentes y algunos sienten preocupación por los posibles efectos secundarios que pudieran tener por el uso de este tratamiento, siendo uno de los más importantes las encías retraídas.

Este problema oral ocurre cuando el tejido que sostiene los dientes se desgasta, haciendo que la base dental sea cada vez más visible hasta mostrar la raíz. En casos severos, incluso se puede perder una pieza dental.

Pero ¿qué tanto influye el uso de brackets en las encías retraídas? Los especialistas en salud dental lo explican, toma nota.

Encías retraídas por usar brackets

De acuerdo con la Sociedad Española de Ortodoncia y Ortopedia Dentofacial (SEDO), las encías retraídas o recesión gingival, consiste en un proceso en el que las encías se retraen y dejan al descubierto la raíz del diente y otras partes que antes de encontraban ocultas bajo el tejido.

Se cree que los brackets son una de las principales causas de este problema, pero los expertos advierten que no lo hacen por sí mismos.

Esto puede ocurrir si ya existe un proceso de pérdida de hueso debido a una enfermedad periodontal no controlada, entonces los brackets pueden agravar el problema.

TAMBIÉN LEE: 5 mitos sobre la meditación que debes dejar de creer

Importancia de mantener las encías sanas

Por ello, es importante que antes de usar ortodoncia estemos seguros de que las encías están en buen estado de salud, que no estén inflamadas y que no sangren. También es fundamental ponerse en manos de un especialista que realice el tratamiento y no haga movimientos que dañen el periodonto, que es la estructura mediante la cual el ortodoncista mueve los dientes durante la colación de los brackets.

Hay que resaltar que el éxito de un tratamiento ortodóncico depende en gran parte de que los tejidos periodontales estén sanos, por lo que antes de colocar brackets será fundamental hacer una valoración del estado de las encías.

Si las encías no están bien y hay una enfermedad periodontal, la pérdida de hueso al llevar brackets u ortodoncia será mayor, dejando como consecuencia encías retraídas.

Con la ortodoncia se destruye hueso y se crea nuevo

Juan Carlos Pérez Varela, presidente de la SEDO explica a Infosalus que al mover los dientes con brackets, lo que se hace es destruir hueso en un lado y crear nuevo en otro. En este procedimiento, cuando las encías están sanas, el hueso se forma a la misma velocidad que se elimina.

No obstante, si se coloca la ortodoncia con una enfermedad periodontal, se destruye más hueso del que se forma debido a que el proceso de eliminación de hueso es más rápido que el proceso de creación, haciendo que la encía suba.

Además del problema estético que causan las encías retraídas, el paciente sufre de mayor sensibilidad dental y aumenta el riesgo de padecer caries.

Otras causas de encías retraídas

Las encías retraídas o recesión gingival no solo pueden agravarse por colocar brackets con un problema periodontal, este problema es multifactorial en el que influye:

-Edad (su prevalencia aumenta con los años)

-Genética

-Falta de higiene bucal

-Tabaquismo y exceso de alcohol

Entre los factores que desencadenan las encías retraídas también destacan la inflamación asociada a la placa dental, el cepillado incorrecto de los dientes sobre todo si es muy intenso y un movimiento ortodóncico fuera del límite del proceso alveolar.  

SIGUE LEYENDO: Dolor de ovarios, ¿realmente existe? 

(Con información de Infosalus y Vix) 


publicidad

publicidad

publicidad