publicidad

Asma provocada por el ejercicio: síntomas y causas
Vida Sana

Asma provocada por el ejercicio: síntomas y causas

Las señales pueden comenzar durante la actividad o poco después de realizarla

  • Adrian Aguirre
  • 02/08/2019
  • 15:20 hrs.

Si eres de los que se matan en el gym y hacen ejercicio a todas horas, te tenemos malas noticias: el ejercicio extenuante podría causarte asma.

El asma inducido por el ejercicio es un estrechamiento de las vías respiratorias ocasionado por el ejercicio fatigante y provoca falta de aliento, sibilancias ( un sonido silbante y chillón durante la respiración), tos y otros síntomas durante o después del ejercicio.

De acuerdo con mayoclinic.org, "El término preferido para esta enfermedad es "broncoconstricción inducida por el ejercicio". Este término es más preciso porque el ejercicio causa el estrechamiento de las vías respiratorias (broncoconstricción), pero no es la causa del asma. En las personas que tienen asma, es probable que el ejercicio sea uno de los tantos factores que pueden provocar dificultades para respirar".

Puedes leer: 4 síntomas que indicarían asma

La mayoría de las personas que padecen este mal inducido por el ejercicio pueden seguir ejercitándose mientras tomen medidas preventivas y traten los síntomas con medicamentos para el asma.

Síntomas del asma causada por el ejercicio


Primero que nada, hay que señalar que los síntomas pueden comenzar durante el ejercicio o poco después de realizarlo, durando 60 minutos o más si no son tratados.

A continuación algunas señales:


- Toser

- Silbido al respirar

- Dificultad para respirar

- Opresión o dolor en el pecho

- Fatiga durante el ejercicio

- Rendimiento atlético peor que el esperado

- Evitar la actividad (un signo principalmente en los niños pequeños)


También te puede interesar: Fibrosis pulmonar, enfermedad que se confunde con asma

Causas:

No se sabe con exactitud el porqué de esta enfermedad y puede existir más de un proceso biológico involucrado. Sin embargo, la broncoconstricción provocada por el ejercicio se presenta más en personas que tienen asma y en atletas de alto nivel.

Los factores que pueden aumentar el riesgo de padecerla o que actúan como desencadenantes son:

- aire frío

- aire seco

- contaminación del aire

- el cloro en las albercas

- actividades con largos periodos de respiración profunda como correr largas distancias, nadar o jugar futbol.


Si presentas dificultades para respirar, sibilancias  y/o no hay ninguna mejora incluso después de usar el inhalador, consulta a tu médico.




Con información de mayoclinic.org

publicidad

publicidad

publicidad