Aftas y llegas en la boca pueden indicar enfermedades
Vida Sana

Aftas y llegas en la boca pueden indicar enfermedades

Las aftas o llagas en la boca pueden ser el primer síntoma de enfermedades inflamatorias intestinales

  • SUSANA CARRASCO
  • 23/07/2019
  • 12:50 hrs.

Tener aftas o llagas en la boca no es normal y de hecho, expertos advierten que sufrirlas con frecuencia podría ser señal de enfermedades inflamatorias intestinales como la Enfermedad de Crohn o la colitis ulcerosa.

Así que si constantemente aparecen estas lesiones en la boca, tal vez sea momento de ponerles más atención y conocer cuál es la causa.

Aftas y llagas en la boca

Las aftas o llagas en la boca son pequeñas lesiones superficiales que aparecen en los tejidos blandos de la boca o en la base de las encías.

 

Son redondas u ovaladas y tienen un centro blanco o amarillo, se forman dentro de la boca, encima o debajo de la lengua, dentro de las mejillas o labios, en la base de las encías o en el paladar blando.

Pueden ser muy dolorosas y causarte problemas para hablar o comer.

Según Gustavo Camañas, odontólogo y director médico de Vitaldent, cuando se produce un problema en el sistema digestivo, suele haber también una baja de defensas, lo que a su vez provoca síntomas visibles como las aftas y llagas en la boca.

En ese sentido, el experto recomienda que una persona que sufre aftas y llagas en la boca de manera recurrente se realice análisis de sangre para descartar las causas.

Además, las propias aftas y llagas pueden empeorar la enfermedad que está detrás de estas lesiones, como la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa, ya que como causan dolor al comer, impiden que se ingieran determinados alimentos.

 

La enfermedad de Crohn es una patología que causa inflamación e irritación en el tubo digestivo, mientras que la colitis ulcerosa es una enfermedad intestinal inflamatoria que provoca inflamación duradera y úlceras o llagas en el tubo digestivo.

Otra molestia a la que debemos prestarle atención es a los vómitos frecuentes que también pueden causar estas enfermedades digestivas y que a la larga favorecen la aparición de caries.

“El vómito frecuente provoca problemas de caries dentales porque el ácido de los jugos gástrico cambia el pH de la saliva, que es el elemento protector de las caries”, señala el experto.

TAMBIÉN LEE:  ¿Qué se puede comer con gastroenteritis? 

Problemas digestivo inician en la boca 

En realidad todo va de la mano según el Dr. Camañas, ya que cualquier tipo de patología oral afecta el aparato digestivo en todos los niveles.

Por ejemplo, en caso de tener problemas dentales como no morder bien o falta de piezas dentales, hay un impacto en la digestión, no va a ser correcta y a medio o largo plazo acaba afectando todo el aparato digestivo.

“La digestión se inicia en la boca, por lo que los dientes y la saliva juegan un papel fundamentan en este proceso. El hecho de tener una salud oral deteriorada se traduce en una mayor dificultad en la masticación, mala alimentación e incluso, pueden desencadenar enfermedades severas como síndrome de intestino irritable o desnutrición”, advierte el experto.

Por otra parte, la ausencia de piezas dentales es un problema grave que debe tratarse porque puede llevar a una baja nutricional.

 

“Se ha comprobado que las personas con deficiencia masticatoria por pérdida de dientes consumen una menor variedad de alimentos que contienen proteínas como la carne. Suelen sustituir los alimentos más duros por otros blandos que suelen ser ricos en carbohidratos y que no cumplen con el contenido nutricional de una dieta adecuada”, concluye el odontólogo.

Consulta el médico si detectas que las aftas o llagas son cada vez más frecuentes, si son inusualmente grandes o dolorosas o si las aftas no sanan.

SIGUE LEYENDO: Reflujo constante, un síntoma de hernia de hiato 

(Con información de Infosalus y Mayo Clinic)


publicidad

publicidad

publicidad