publicidad

7 tips para usar una copa menstrual al hacer ejercicio
De Mujeres

7 tips para usar una copa menstrual al hacer ejercicio

Usar copa menstrual al hacer ejercicio es muy sencillo y seguro. Foto: Anna Shvets en PEXELS

La copa menstrual es ideal para hacer ejercicio en esos días, si se usa correctamente puede ser cómoda y evita fugas de flujo

Muchas mujeres dejan de ejercitarse cuando llega su periodo menstrual porque sienten que pueden mancharse o que están demasiado incómodas con la toalla sanitaria o el tampón. Si este es tu caso, puedes probar usar una copa menstrual al hacer ejercicio, solo debes tomar en cuenta algunas recomendaciones.

El deporte durante la menstruación puede ser ideal para aliviar molestias como los cólicos, aunque todo dependerá de cada caso, pues hay chicas que simplemente no se sienten con las ganas o las fuerzas suficientes de hacerlo.

(Foto: Pexels) 

Si eres de las que no para a pesar de la menstruación y al mismo tiempo quiere estar segura, estos consejos para usar una copa menstrual al hacer ejercicio son para ti, toma nota.

¿Cómo usar una copa menstrual al hacer ejercicio?

La copa menstrual se ha convertido en uno de los aliados para muchas mujeres durante la regla, ya que es una opción discreta, cómoda y fácil de usar para retener el flujo. Es un recipiente pequeño y reutilizable que se inserta en la vagina durante la menstruación, como un tampón, con la diferencia de que no absorbe la sangre, sino que queda guardada en el interior hasta que se vacía.

Si se usa correctamente, no se mueve y brinda una protección total para evitar accidentes, especialmente al hacer deporte. Esto es lo que debes tomar en cuenta para usar tu copa menstrual al hacer ejercicio:

(Foto: Pexels) 

1. Talla correcta

Existen distintos tamaños de copa menstrual, que dependerán de si has tenido hijos o no, y es fundamental que te asegures de usar la correcta. Si usas una muy pequeña, se moverá dentro de tu cuerpo, especialmente durante el ejercicio, provocando pérdidas del flujo o incluso, que la propia copa se salga.

Antes de comprar tu copa, toma en cuenta la guía de tallas y si tienes dudas, puedes probar un par hasta asegurarte de cuál es ideal para ti.

TAMBIÉN LEE: Los desconocidos efectos del semen en el ciclo menstrual femenino 

2. Material

Antes de hacer ejercicio con tu copa menstrual también debes tomar en cuenta el material del que está hecho, pues una copa demasiado blanda puede provocar que se aplaste dentro de ti con los movimientos del deporte y con ello, que tengas pérdidas de flujo.

(Foto: tomada de la web) 

Lo ideal es no usar una copa menstrual blanda al hacer ejercicio, se pueden buscar opciones de silicona médica que son lo suficientemente rígidas para evitar accidentes, pero al mismo tiempo, son cómodas.

3. Vacíala antes

Otro consejo fundamental para usar tu copa menstrual al hacer ejercicio es vaciarla antes de comenzar con la actividad, de esta forma, te aseguras de que no esté llena y no tendrás que preocuparte demasiado por el escape de flujo ni por tener que cambiarte a mitad de entrenamiento.

Claro, si en tu caso el flujo no es muy abundante, tal vez no sea tan necesario, solo tú sabes lo que te hará sentir más cómoda.

(Foto: tomada de la web) 

Recuerda que la copa menstrual se puede cambiar hasta cada 12 horas, así que una vez que te acostumbres, no tendrás que correr a cambiarte seguido.

4. Pruébala

Si es la primera vez que usarás una copa menstrual, lo mejor es que antes de ir al gimnasio con ella o de hacer tus actividades, la pruebes unas horas antes en casa para comprobar que está bien puesta y que no hay riesgo de escape del flujo.

En caso de ser necesario, usa ropa interior especial para absorber el flujo menstrual o coloca un pantiprotector.

(Foto: tomada de la web) 

5. Colócala correctamente

Este paso es fundamental, pues además de la talla, colocar la copa menstrual correctamente es clave para poder hacer ejercicios intensos sin que se mueva o se tengan fugas de flujo.

Para ello, debes enrollar la copa y luego, colócate en la misma posición con la que te pones un tampón. Puedes hacerlo de pie con una pierna sobre el retrete o en cuclillas. Inserta la copa y empuja con tus dedos. Luego pasa un dedo alrededor de la copa para comprobar que se ha abierto en tu interior.

(Foto: Pexels) 

6. Ropa interior de algodón

Para evitar irritación en tu zona íntima durante el ejercicio, lo ideal es que optes por ropa interior de algodón, así no tendrás molestias y recibirás la ventilación necesaria para asegurarte de que no se acumule sudor y se produzcan malos olores que te hagan sentir insegura.

7. Empieza poco a poco

Para empezar a usar tu copa menstrual durante el ejercicio es ideal que la pruebes haciendo ejercicios suaves, como algunos estiramientos o saliendo a trotar un poco. Luego puedes ir haciendo rutinas más intensas como HIIT o bicicleta, al mismo tiempo que te vas acostumbrando a llevarla puesta y te aseguras de que la colocaste bien y usas la talla correcta.

(Foto: Sport Life) 

Lo ves, usar tu copa menstrual al hacer ejercicio es muy sencillo, simplemente debes seguir algunas recomendaciones básicas que garantizan llevarla de forma segura, sin riesgo de accidentes ni incomodidad.

SIGUE LEYENDO: ¿Has notado que una axila huele más que la otra? Esta es la razón

(Con información de Mujer de 10, Sport Life y Cyclo)


publicidad

publicidad

publicidad