publicidad

5 formas de evitar absorber la energía negativa
Emociones

5 formas de evitar absorber la energía negativa

No trates con esas relaciones que no te aportan nada bueno.

  • Adrian Aguirre
  • 13/08/2019
  • 18:52 hrs.

Las relaciones "negativas" son inevitables. En algún momento nos toca conocer a alguien que nos destruye más de lo que nos ayuda a construirnos y por ello es importante otorgar a las relaciones el lugar que les corresponde en nuestra vida. 

Estos cinco consejos te ayudarán a no absorber esa "energía negativa":

1) Selecciona a las personas que de verdad quieres que estén en tu vida: Ser selectivo no es malo. Piensa que tu vida es la fiesta más importante de tu existencia y que tú estás a cargo de convertirla en algo épico. ¿Invitarías a la persona que te cae mal solo por ser cortés aún sabiendo que puede arruinarlo todo?, ¿invitarías a cualquier persona? Obvio no. Si no te hace sentir bien y que puedes lograr todo lo que te propongas, apartalo de tu vida. El chiste es que estés bien, que te sientas bien, en paz y que nada te impida ser como eres en realidad.

Puedes leer: ¿Qué es el síndrome de Amok?

2) No vivas para complacer a otros: ¿En verdad quieres caerle bien a todo el mundo?, ¿Dejarías de ser quien eres para que los demás sean felices aunque tú no lo seas? NO. Intenta defender más tus puntos de vista, tus decisiones y tus gustos. Si no te gusta algo, dilo. Si te gusta algo, dilo. Cada persona es un mundo diferente y por más que te esfuerces en intentar complacer a todos, jamás vas a poder hacerlo. A cambio solo te vas a cansar física y emocionalmente intentando complacer a gente que no es más que tú.

Busca juntarte con gente que te deje ser como en verdad eres, sin temor a la burla, a la crítica o a la censura. Donde te sientas apreciado o apreciada, ahí es el lugar.

3) Cuidado con los "vampiros energéticos":  No, no nos referimos a una película de bajo presupuesto. Nos referimos a esas personas que todos conocemos que no hacen nada para cambiar su alrededor. Un ejemplo es el compañero de trabajo que se la pasa quejándose de su entorno y de su vida pero que no hace nada al respecto. También tenemos al amigo "vale gorro" con el que siempre que nos juntamos terminamos metidos en problemas o el pariente que es incapaz de verle el lado positivo a las cosas.

Fíjate con quién pasas tu tiempo. Ve por ti...

4) Si quieres estar solo, tienes todo el derecho de estarlo: La soledad no es mala. De hecho va contra todo lo "común" y por ello se le ve de forma rara. Si no necesitas estar con nadie y estás feliz con lo que tienes, nadie te puede obligar a sentirte incómodo con algo que en el fondo no quieres.

Sonará curioso, pero todos necesitamos un tiempo a solas de vez en cuando.

Si sientes que lo necesitas, pasa tiempo a solas. Deja tu celular en casa o ponlo en vibrador y sal a caminar, ve al cine por tu cuenta, lee un libro en el parque, inscríbete a algún deporte que te llame la atención. 

Verás que resulta muy placentero, relajante y desestresante tener tiempo para ti, para lo que te gusta y para lo que de verdad quieres hacer.

También te puede interesar: Claves para saber si tienes buenos o malos amigos

5) Sé responsable contigo mismo: No podemos cambiar a las otras personas, pero sí podemos cambiar la forma en la que los vemos y hacer variaciones con lo que viene de nosotros. 

Todo lo que hacemos en la vida tiene dos clasificaciones: aquello en lo que no podemos hacer nada y aquello en lo que sí.

¿De verdad te aporta esa persona o grupo de personas con las que te juntas?, ¿De verdad te sientes libre de ser quien eres?, ¿Los que te rodean te impulsan a ser mejores o te jalan el pie para que no crezcas?

Al final del día es tú vida y tú decides qué hacer con ella. Los demás tienen la suya y si la arruinan o no van a ninguna parte, es problema de ellos. Ellos tendrán que hacerse esas mismas preguntas.

Tú vive bien, vive feliz, sé quien eres, haz lo que te gusta y que nada ni nadie te arrastre para abajo.



Con información de Pijamasurf

publicidad

publicidad

publicidad