publicidad

Día Mundial de la Nutrición: ¿sabes por qué comes lo que comes?
Alimentos y Tendencias

Día Mundial de la Nutrición: ¿sabes por qué comes "lo que comes"?

El 28 de mayo se celebra el Día Mundial de la Nutrición, alimentar no es nutrir pero la alimentación nutritiva antes, durante y después de la pandemia es clave.

  • INGRID SILVA
  • 28/05/2020
  • 02:57 hrs.

"Que tu alimento sea tu medicina y tu medicina tu alimento", eso es lo que dicta una de las frases que más identidad puede otorgar a la práctica de la Nutrición y que fue planteada por Hipócrates, quien ha sido considerado como el médico mas grande de todos los tiempos .

En ese sentido, hay que comenzar por aclarar que nutrición y alimentación no son lo mismo y la diferencia es importante para reflexionar sobre nuestras decisiones diarias de alimentación, aún durante la pandemia, situación que puede afectar los hábitos de alimentación como resultado de alteraciones físicas específicas o emocionales, por ejemplo, la depresión o la ansiedad: ¿la nutrición va más allá de la absorción de nutrientes en el organismo?

Al respecto, la Organización Mundial de la Salud (OMS) define a la nutrición como la ingesta de alimentos en relación con las necesidades dietéticas del organismo y aclara:

"Una mala nutrición puede reducir la inmunidad, aumentar la vulnerabilidad a las enfermedades, alterar el desarrollo físico y mental, y reducir la productividad".

 

Te recomendamos: ¿Qué alimentos adquirir para la cuarentena?

Día Mundial de la Nutrición: alimentar no es nutrir

Por otro lado, la Norma Oficial Mexicana (NOM-043) de la Secretaría de Salud (Ssa), se llama alimentación:

"al conjunto de procesos biológicos, psicológicos y sociológicos relacionados con la ingestión de alimentos mediante el cual el organismo obtiene del medio los nutrimentos que necesita, así como las satisfacciones intelectuales, emocionales, estéticas y socioculturales que son indispensables para la vida humana plena".

Lo anterior quiere decir que alimentarse no es necesariamente nutrirse, para alimentarse con el objetivo de nutrirse, se requiere pensar en la selección de los alimentos conforme su calidad nutritiva, es decir, pensar: ¿qué me aportan?

Aunque solamente pensar en nutrientes también eliminaría una cuestión importante, la relación con los alimentos que va más allá de una necesidad fisiológica:

·Emociones (afectos)
·Relacional (Convivencia)
·Cultura (Factor de identidad cultural)
·Recursos (economía)

 Lo anterior significa que hay otros factores que determinan la forma en que nos alimentamos y no se trata únicamente de calorías; alimentarse no es nutrirse y la alimentación es un derecho humano.

El derecho a la alimentación, acceso a los alimentos y canasta básica

Los Derechos Humanos son el conjunto de prerrogativas sustentadas en la dignidad humana, cuya realización efectiva resulta indispensable para el desarrollo integral de la persona. Dicho conjunto de prerrogativas se encuentra establecido dentro del orden jurídico nacional, tratados internacionales y las leyes.

En México, la Constitución de los Estados Unidos Mexicanos protege explícitamente el derecho a una alimentación adecuada como indica el artículo 4.3:

"Toda persona tiene derecho a la alimentación nutritiva, suficiente y de calidad. El Estado lo garantizará."¬†

En ese sentido, la Observación General 12 del Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales profundiza acerca del ejercicio pleno de este derecho:

"El derecho a la alimentación adecuada se ejerce cuando todo hombre, mujer o niño, ya sea sólo o en común con otros, tiene acceso físico y económico, en todo momento, a la alimentación adecuada o a medios para obtenerla."

Toda persona tiene derecho a la alimentación nutritiva, suficiente y de calidad, en ese sentido, fue durante 2019 que se presentó la nueva canasta básica para los mexicanos, la cual pasó de 23 a 40 productos y que fue presentada por Ignacio Ovalle, titular de Seguridad Alimentaria Mexicana (Segalmex), agencia que resultó de la fusión de Diconsa y Liconsa.

"La canasta básica es el conjunto de productos considerados de primera necesidad necesarios para la subsistencia de una familia promedio además de una herramienta útil para el monitoreo de los productos básicos".

¿Qué alimentos incluye la canasta básica en México?

Información de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural indica que la canasta básica mexicana cuenta ya con 40 productos de primera necesidad y no solamente se trata de artículos para el uso doméstico sino también por alimentos como:

Maíz, frijol, arroz, azúcar, harina de maíz enriquecida, aceite vegetal comestible, sardina, atún, leche fluida, en polvo y derivado de la leche, chiles envasados, café soluble (con y sin azúcar), sal de mesa, avena, pasta para sopa, harina de trigo, chocolate, galletas marías, de animales y saladas, lentejas, carne de res, carne de puerco, carne de pollo, tostadas, pan de caja y dulce, huevo fresco, pescado seco, golosina de amaranto, cacahuate, puré de tomate envasado, frutas deshidratadas, jamaica y tamarindos naturales, concentrados sin azúcar para la elaboración de bebidas (jamaica, tamarindo, etc), gelatina, garbanzos, chícharos y soya, además del cuadro básico de frutas y verduras.

Covid y grupos vulnerables: la importancia de la alimentación antes, durante y después de la pandemia

Hasta el momento, no existe un tratamiento médico ni nutricional específico para el nuevo coronavirus, lo cual quiere decir que solamente se tratan los síntomas y el consumo de alimentos o dieta determinada no puede prevenir ni disminuir el riesgo de contagio en personas sanas. En el caso de personas enfermas la dieta podría mejorar el manejo de los síntomas de la enfermedad, pero no sería un tratamiento.

Fue durante la conferencia de prensa llevada a cabo en Palacio Nacional, el pasado 24 de marzo de 2020 que se habló de las defunciones por covid-19 en México de las cuales,las personas fallecidas presentaban las siguientes comorbilidades: obesidad (60%), diabetes (60%), hipertensión arterial (40%) y enfermedad renal en un 20%.

Reconocidos por la Ssa como personas más vulnerables ante el nuevo coronavirus, están aquellas con enfermedades del corazón, sistema inmunológico débil, adultos mayores, personas con VIH o SIDA, obesidad y diabetes: México es uno de los países con mayor prevalencia de sobrepeso, obesidad y diabetes mellitus tipo 2, lo cual nos hace pensar sobre cómo se construye esa condición de vulnerabilidad no solamente ante covid-19 sino también para el caso de otras enfermedades y la importancia de conocer lo que comemos.

Básicamente, la recomendación durante la pandemia es adquirir alimentos secos, productos enlatados y alimentos congelados, además, la higiene toma mayor relevancia y en ese sentido, la Universidad de Harvard indica que el lavado de manos es un paso crítico para disminuir el contagio de covid-19 por lo cual se debe hacer con frecuencia y especialmente antes de preparar o ingerir los alimentos. La sugerencia es lavar las manos con agua y jabón por un período mínimo de 20 segundos.

¿Por qué comes, "lo que comes"?

Para el Instituto de Nutrición para Centroamérica y Panamá (INCAP), la seguridad alimentaria y nutricional es un estado en el cual todas las personas gozan en forma permanente y oportuna, de acceso físico, económico y social a los alimentos que necesitan no sólo en cantidad, sino también en calidad, para así lograr un consumo y utilización adecuados.

También involucra el adecuado aprovechamiento biológico para mantener una vida saludable, activa, sin discriminación de raza, etnia, color género, religión, edad, idioma u opinión política, origen social, nacional, posición económica, nacimiento o cualquier condición social, refieren los autores.

En medio de la pandemia, debemos saber que la alimentación quizá no signifique nutrición pues se trata de un momento extraordinario que limita el acceso a los alimentos y el factor emocional que también determina las decisiones alimentarias es relevante ante la incertidumbre y ansiedad que generan situaciones tan importantes como lo laboral, la economía, la convivencia o la pérdida de la salud o hasta el temor por perder la vida.

También te sugerimos: Alimentación en la pandemia: recomendaciones y covid-19

Por otro lado habrá quienes se enfoquen en mejorar la calidad nutritiva de su alimentación durante la cuarentena y pueda modificar sus hábitos desde casa o seleccionar determinados tipos de alimentos que se consideran "saludables" y habrá quienes salgan de casa (pese a la recomendación de no salir), para trabajar y adquirir sus alimentos que no necesariamente serán nutritivos: la desigualdad es otro factor que cruza las decisiones alimentarias cotidianas.

Finalmente, lo anterior no significa que abandonar toda consciente de nuestra ingesta; se trata de un momento para reflexionar e identificar los factores que influyen tus decisiones alimentarias diarias, responder: ¿por qué como lo que como?


publicidad

publicidad

publicidad