publicidad

10 razones por las que no deberías tener miedo del COVID-19
Vida Sana

10 razones por las que no deberías tener miedo del COVID-19

Foto en portada: pexels.com

A veces malinterpretamos la palabra "Pandemia"

  • ADRIÁN AGUIRRE
  • 14/03/2020
  • 19:00 hrs.

El que la Organización Mundial de la Salud (OMS) la declarara oficialmente como una "Pandemia" hace unos días y que la Secretaría de Educación Pública (SEP) decidiera hoy, 14 de marzo, adelantar las vacaciones de Semana Santa como manera de prevención ante la situación del COVID-19 tiene a mucha gente con miedo y tomando muchas precauciones. Sin embargo, no hay de qué preocuparse.

Sí, se le consideró como una “Pandemia”, pero lo cierto es que esta palabra significa una transmisión sostenida y continua de la enfermedad simultáneamente en más de tres regiones geográficas diferentes. No se refiere a la letalidad de un virus (en este caso el nuevo coronavirus) sino a su transmisibilidad y extensión geográfica.

La propia OMS la define como “la propagación mundial de una nueva enfermedad”.

 

Foto: pixabay.com

 

Puedes leer: ¿Necesitas viajar y temes contagiarte de COVID-19? lee esto

Lo que pensamos del nuevo coronavirus es lo que podría afectar la salud mental de la gente, no la enfermedad en sí. ¿A qué nos referimos? A que hay mucho estrés, miedo y ansiedad por un virus que se podría prevenir con actividades tan sencillas como lavarse continuamente las manos y ponerse gel antibacterial.

10 razones por las que no deberíamos tenerle miedo al nuevo coronavirus:

“Lo que ciertamente tenemos es una pandemia de miedo. El coronavirus se apodera de todos los medios del planeta. Es cierto que existe una profunda preocupación y una planificación masiva para los peores escenarios. Y, por supuesto, las repercusiones se trasladan del ámbito de la salud global a los negocios y la política.

Pero también es correcto que no debemos entrar en pánico. Sería un error decir que hay buenas noticias de COVID-19, pero hay motivos para el optimismo; razones para pensar que puede haber formas de contener y vencer al virus. Y lecciones para aprender para el futuro”, explica el catedrático de microbiología de la Universidad de Navarra, Ignacio López-Goñi.

Estas son 10 razones por las que deberíamos estar más tranquilos con esta infección que se transmite por vía aérea:

1) Se sabe qué es: ¿Se imaginan estar enfermándose y que nadie les supiera decir las razones? ¡Qué paranoia! pero este no es el caso. Con el COVID-19, los primeros casos de neumonía grave se informaron en China el 31 de diciembre de 2019 y para el 7 de enero el virus ya había sido identificado. La gente sabe que es parecido al SARS, que los síntomas se presentan después de 5 días y cuáles son sus síntomas.

2) Se sabe cómo detectar el virus: La OMS informó que desde el 13 de enero ha estado disponible una prueba para detectar el vírus.

3) Se sabe a donde acudir en caso de presentar síntomas: "Los centros médicos de primer, segundo y tercer grado ya sea de instituciones públicas o privadas ya tienen la instrucción de que cuando se presente una persona con síntomas del Coronavirus, notificar a la Dirección General de Epidemiología. Si llegaras a presentar cualquier signo de dicho padecimiento, puedes dirigirte a cualquier centro de salud", señala la doctora y jefa de la Unidad de Enfermedades Infecciosas del Instituto Nacional de Perinatología (INPER), Isabel Villegas Mota.

4) Sus síntomas generalmente son leves: “Por lo general, los síntomas de la COVID-19 son leves, sobre todo en los niños y los adultos jóvenes. No obstante, también pueden ser graves y obligan a hospitalizar a alrededor de uno de cada cinco infectados. Por consiguiente, es bastante normal preocuparse por los efectos que el brote de COVID-19 puede tener en nosotros y en nuestros seres queridos.

Esta preocupación debe servirnos para adoptar medidas de protección para nosotros, nuestros seres queridos y las comunidades donde vivimos. La medida principal y más importante es la higiene regular y completa de las manos y de las vías respiratorias. En segundo lugar, es importante mantenerse informado y seguir los consejos de las autoridades sanitarias locales”, menciona la OMS.

 

Foto: flickr.com

También te puede interesar: Hong Kong y Singapur: ¿ejemplo para México ante COVID-19?

5) Puede limpiarse: De acuerdo con el Journal of Hospital Infection, los coronavirus se pueden desactivar efectivamente de las superficies usando una solución de etanol, peróxido de hidrógeno o hipoclorito de sodio.

 

"Los coronavirus humanos pueden permanecer infecciosos en superficies inanimadas hasta por 9 días. La desinfección de la superficie con hipoclorito de sodio al 0.1% o etanol al 62-71% reduce significativamente la infectividad del coronavirus en las superficies en un tiempo de exposición de 1 minuto", se lee en dicha revista médica

 

6) Ya hay prototipos de vacunas: Actualmente existen más de ocho proyectos que se encuentran en marcha y que buscan una vacuna contra el nuevo coronavirus.

De hecho, el grupo de vacunas de la Universidad de Queensland, Australia, ha anunciado que están trabajando en un prototipo y utilizando una técnica llamada “abrazadera molecular”, que es una tecnología novedosa. Eso fue el 24 de enero del año en curso y "El equipo espera desarrollar una vacuna en los próximos seis meses”.

7) No tienes que alejarte de la gente: Aunque se recomienda cierta distancia y evitar besos y apapachos, hay más de 5 maneras en las que puedes saludar a otras personas sin riesgo de contagiarte.

8) Es posible protegerse: “Podemos protegernos y prevenir mediante acciones como la higiene de manos, taparse adecuadamente al toser o estornudar, evitar el contacto con personas que tengan síntomas gripales, el empleo de la vacunación contra la influenza, mejorar hábitos dietéticos, y farmacológicamente utilizando inmunoestimulantes que refuercen nuestro sistema respiratorio y rechacen la probabilidad de infecciones respiratorias, además de acudir al médico desde los primeros síntomas”, detalla el doctor, alergólogo e infectólogo pediatra, miembro de la Academia Mexicana de Pediatría (AMP), Gerardo López.

9) Ya se logró controlar en otros países: Esto dice que, de tomar las medidas adecuadas, se podrían reducir los casos en un buen número y controlar esta enfermedad. Ya se hizo en Hong Kong y en Singapur. La clave está en prevenir.

10) La gente se recupera: Si bien el número de casos parece atemorizante, la Johns Hopkins University lanzó un mapa donde se puede ver el estatus de la infección y de los 156.102 casos actuales en todo el mundo, se han recuperado 72.630 personas.


publicidad

publicidad

publicidad